El sector del vino de Jerez se une para pedir 32,5 millones en ayudas

  • Productores y bodegueros reclaman a Gobierno y Junta que palien la situación "dramática" provocada por los excedentes

Comentarios 2

10.000

"Insostenible", "muy crítica", "dramática"... fueron algunos de los calificativos que utilizaron ayer los responsables de las organizaciones de productores y bodegueros del Marco de Jerez (Asevi, Aecovi, Coag y Fedejerez) para definir la situación que atraviesa el sector, una crisis estructural con ramificaciones coyunturales que trasciende lo económico para invadir el espacio de lo social, ya que "el futuro de más de diez mil familias está en juego".

El acuerdo unánime de pleno suscrito ayer por los vocales de las organizaciones sectoriales, y que también calificaron de histórico, es un SOS del Marco a las Administraciones públicas, a las que los viticultores y las bodegas, con el amparo del Consejo Regulador del vino, reclaman 32,5 millones de euros por vía de urgencia para, de un lado, poder afrontar la próxima vendimia con unas garantías mínimas que evite la desaparición de muchos de los operadores y, de otro, sentar las bases del futuro.

Productores y bodegueros firmaron ayer la paz en el Consejo Regulador con una propuesta en la que se enumeran y cuantifican las medidas necesarias para resolver el problema de excedentes que tiene el Marco: el coyuntural que hace peligrar la vendimia por la falta de capacidad para almacenar los nuevos mostos, y el estructural, que pone en riesgo el futuro por el cada vez mayor desequilibro entre la producción y las ventas. "Sin presente no hay futuro", acertó a decir el presidente de los viñistas independientes de Asevi-Asaja, quien resumió en esta frase el espíritu del documento consensuado entre las partes, la propuesta conjunta por la que se solicita el apoyo directo, decidido y sin más demora -el sector considera que el plazo máximo se cuenta por semanas, no por meses ante la proximidad de la vendimia, a tres meses vista y con el periodo vacacional por medio- de la Junta de Andalucía y el Gobierno central para salvar al sector .

El director de la patronal bodeguera, Bosco Torremocha, apuntó que el sector "ha querido ajustar al máximo y ser realista" en la cuantificación del importe de las ayudas, los 32,5 millones que consideran "necesarios, y al mismo tiempo suficientes, para salir del atolladero; un importe mayor nos vendría muy bien para afrontar el futuro con más garantías, pero somos conscientes de que hay mucha gente solicitando ayudas".

El secretario provincial de Coag, Miguel Pérez, subrayó que "Jerez, no como otras zonas vinateras -léase Castilla-La Mancha- no está acostumbrada a pedir ayudas de la OCM y quizás las hemos pedido en el peor momento, pero con un alto grado de justificación; para una vez que lo pedimos, tiene que haber una atención especial".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios