"La Virgen es la que nos mueve día a día"

  • manuel garcía. Tiene 53 años, casado y con dos hijos. Es empresario del sector de la automoción, propietario de dos concesionarios en Almonte. Se siente un "hombre de la Virgen" y confía en contar con el apoyo de sus paisanos ante las elecciones.

1En la hermandad llevo 40 años. Tengo 53. Desde niño, desde la primera comunión. Ahora mismo llevo 12 años desempeñando distintos cargos. Entré con Pedro Rodríguez Villa y estuve de vicetesorero y después, en los últimos ocho años, he estado con José Joaquín Gil. En su primer mandato fui delegado de Romería cuatro años, y luego, en el segundo, soy vicepresidente segundo. Esta experiencia es la que me ha hecho presentarme a las elecciones.

2Para mí, principalmente, es la Virgen. La Virgen es la que nos mueve día a día, la seña de identidad que tenemos todos los almonteños desde que nacemos, cuando nuestros padres nos ponen la medallita en la cuna. Luego, a cada uno, a lo largo de la vida, se nos va poniendo la Virgen delante nuestra; a mí se me ha puesto en muchos momentos, me ha ayudado muchísimo a lo largo de mi vida, en el día a día. Un rociero no es de un día ni de dos ni de la romería, es de los 365 días del año. Yo no paso dos días sin ir a ver a la Virgen. El Rocío para mí es toda mi vida.

3Después de doce años en la junta de la Hermandad, ante las nuevas elecciones, me ha empujado mi amigo José Joaquín Gil, el actual presidente, que es quien me ha dado más ánimos, y sobre todo mi familia. Siempre he tenido muy claro que debía tener el apoyo de mi mujer y de mis hijos, que, si salgo elegido, van a sufrir las horas de dedicación a la presidencia. Cuando ví que tenía el amparo de mi mujer, de mis amigos y de mi presidente, me puse en manos de la Virgen y aquí estoy. Sé que estoy afrontando una tarea difícil porque conozco la hermandad desde dentro y sé que es un cargo de mucha responsabilidad pero lo afronto con mucha energía, con muchas ganas de seguir trabajando por la Virgen y por Almonte. He sentido el acercamiento que ha tenido la hermandad a los hermanos con esta última junta de gobierno. Se han conseguido cosas muy buenas y tengo ganas de darle continuidad, trabajando día a día y poco a poco. Es un sueño que me parecía imposible pero si Dios quiere el 17 de junio creo que ese sueño puede hacerse realidad.

4Sé que a veces hay que tomar decisiones muy drásticas pero al final, sobre todo cuando termina una romería y has visto que han salido todas las cosas bien, te hace seguir otro año con más fuerza para afrontar nuevos retos. La hermandad es un reto constante, un día y otro día de mucho trabajo y mucho sacrificio. Pero también de muchas satisfacciones. Si me voy a mi casa el día 17 tengo la satisfacción de irme con el trabajo bien hecho. Lo mejor es que creo que le puedo aportar muchas cosas, las ganas de trabajar y la continuidad porque entiendo que la hermandad debe seguir recorriendo esa senda que hemos abierto entre todos.

5En esta candidatura que integramos 18 personas, de las que 6 somos de la actual junta de gobierno, hemos hecho una línea de trabajo muy buena para seguir dándole a la hermandad lo que creemos que le hace falta. El Santuario del Rocío es muy joven y hay que seguir embelleciéndolo; queremos hacerle los canceles de la puerta para darle más decoro, y queremos arreglar los trifolios de la hermandad. También queremos hacer una cosa muy especial para Almonte que es el Cuarto de los Milagros que había antiguamente en la Ermita Pequeña. Pero en estos cuatro años, lo que más trabajaremos es la acción caritativa social porque sabemos cómo está la vida ahora con la crisis económica actual. Y también la formación de los hermanos, que creemos una parte muy importante en la vida diaria de la hermandad. A los niños queremos inculcarles poco a poco qué es la hermandad, que conozcan la romería y que sepan lo que supone para Almonte.

6La romería ha cambiado por la forma de venir la gente, las casas, las comodidades. Pero hay una cosa que es la esencia del Rocío, de la romería. Eso sigue ahí. Con el paso de los años ha habido cambios que no había más remedio que hacer por la dimensión que ha tomado. No es lo mismo cuando recibíamos a 30 hermandades que ahora con 108. También se ha cambiado el rosario porque veíamos que de la forma que estábamos no cabíamos y teníamos esa demanda de peregrinos. Ahora la presentación del sábado está pidiendo un cambio radical a voces pero hay que estudiarlo muy bien y sin que se pierda la esencia del Rocío. A lo largo de la historia ha tenido cambios y los va a seguir teniendo pero la esencia será la misma.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios