El desafío independentista | Consejo de Ministros

Moncloa insta al 'president' a ir al Congreso, "donde están los 350 mediadores"

  • El Gobierno activará el artículo 155 si Puigdemont se limita a responder con la transcripción de su mensaje al 'Parlament'

Comentarios 1

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, pidió ayer al presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, que deje de dividir y empobrecer a los catalanes, que vuelva al orden constitucional y estatutario y que acuda al Congreso a exponer sus propuestas, porque allí están los "mediadores".

En rueda de prensa después del Consejo de Ministros, Sáenz de Santamaría subrayó que España es un Estado soberano en el que los españoles eligen a sus representantes, "esos son los mediadores, los 350 diputados y otros tantos senadores" que representan al conjunto del pueblo español.

La democracia en España se ejerce en el Congreso y en el Senado de la nación"

Su criterio es que la voluntad de dialogar hay que demostrarla "donde se dialoga", en alusión en este caso a las Cortes Generales, "y lo demás son imposiciones". "La democracia en España se ejerce en el Congreso y en el Senado de la nación", sostuvo.

Allí es donde se toman las decisiones que afectan al conjunto del país y ahí es donde Puigdemont "puede comparecer, opinar y proponer lo que tenga por conveniente", agregó la vicepresidenta.

Dentro de la ley y en el marco del Congreso "hay un diálogo a su disposición", remachó Sáenz de Santamaría, que recordó que en breve empezará sus trabajos la comisión parlamentaria para el estudio y la modernización del Estado autonómico, previa a la reforma constitucional pactada con el PSOE.

Tras confiar en que acepte la oferta "sensata y moderada de la mayoría de representantes del pueblo español", Sáenz de Santamaría admitió que quizás haya cometido errores en su calidad de ministra de la Presidencia y para las Administraciones Territoriales. Ahora bien, subrayó que no ha cometido lo que hubiera sido "el error mayúsculo", el de "negociar por cuenta del Gobierno con la soberanía del pueblo español".

Pese a la insistencia de los periodistas, no quiso anticipar la vicepresidenta las medidas que se pueden poner en marcha si se aplica finalmente el artículo 155 de la Constitución. En este sentido, el Gobierno no quiere más ambigüedades por parte del Govern y activaría la segunda fase del artículo 155 de la Constitución si contestara al requerimiento que le ha enviado el Ejecutivo para que aclare si ha declarado la independencia en Cataluña con su intervención del martes ante el Parlament.

El president dijo entonces que asumía el "mandato del pueblo" para que "Cataluña se convierta en un estado independiente en forma de república", pero, acto seguido, propuso "suspender los efectos de la declaración de independencia" para abrir la puerta al diálogo.

Si el presidente de la Generalitat se decanta por remitir la transcripción de sus palabras, el Gobierno, según las fuentes citadas, consultadas por Efe, lo tiene claro: "Eso no vale".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios