Denuncian colas y "caos" en las oficinas de Bankia

  • Facua y CCOO exigen soluciones urgentes para clientes y trabajadores de la entidad tras la fusión

La entidad celebrará Junta General de Accionistas el 10 de abril en Valencia. La entidad celebrará Junta General de Accionistas el 10 de abril en Valencia.

La entidad celebrará Junta General de Accionistas el 10 de abril en Valencia. / g. h.

Facua ha denunciado el caos que sufren desde hace alrededor de dos semanas los clientes de la antigua CajaGranada, ahora Banco Mare Nostrum (BMN), desde que la entidad se ha integrado en Bankia, un proceso que ha generado problemas en banca electrónica, en las cuentas e incluso en el uso de tarjetas. En un comunicado, la organización de consumidores Facua lamentó ayer los problemas que sufren desde hace cerca de dos semanas los clientes de BMN por la proceso de fusión de la entidad con Bankia, a la que han reprochado su actitud triunfalista pese a las complicaciones técnicas.

Entre estos problemas, Facua destacó que los clientes no han podido usar las tarjetas de la entidad por problemas de integración con los sistemas de pago ni acceder a los servicios de banca electrónica, a lo que han sumado cajeros inoperativos, un problema que ha tenido una mayor incidencia al coincidir con los festivos de la Semana Santa.

Facua reprocha que la implementación de los sistemas operativos ha afectado a los usuarios

Estas incidencias han forzado a muchos clientes a acudir a su sucursal, con largas colas ocasionadas por el cierre de muchas oficinas y unas plantillas que Facua califica de insuficientes.

A este listado de problemas, la organización de consumidores ha sumado las quejas de clientes por el cobro de comisiones de servicios que hasta la fusión eran gratuitos o su encarecimiento.

Facua ha recomendado a los clientes de la extinta BMN que, ante cualquier incidencia, formalicen una reclamación oficial ante la entidad o se dirijan al Banco de España si la respuesta de Bankia no resulta satisfactoria.

En el mismo día, CCOO Bankia denunció también la situación que se está viviendo en las oficinas de la entidad en Andalucía y especialmente en la provincia de Granada, donde se mantienen 155 oficinas tras la fusión. Desde el sindicato denunciaron las largas colas en las oficinas y la sobrecarga de trabajo a la plantilla, así como prolongaciones de jornada, reclamaciones, etc. al haber querido la empresa implantar en "tiempo récord" la integración tecnológica de ambas entidades financieras. CCOO requerirá a la Dirección de la entidad su intervención para poner fin a esta situación y, mientras la misma no se corrija, el sindicato actuará en aquellos casos que presenten riesgo para la salud de la plantilla de los diferentes centros de trabajo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios