32 camiones cargados prueban la resistencia de la autovía a Motril

  • Fomento tiene previsto abrir al tráfico el último tramo el 30 de mayo, si se confirman los buenos resultados previos de la prueba de carga · No habrá corte de cinta, por la proximidad de las elecciones

La empresa que construye el último tramo de la autovía que unirá Granada con la Costa realizó ayer la prueba de carga en el viaducto cuya deformación ha retrasado las obras casi un año. 32 camiones de gran capacidad, cargados hasta arriba, se posicionaron sobre el puente para probar la resistencia de esta compleja obra de ingeniería.

Si se confirman las primeras y positivas referencias de esa prueba de carga, el Ministerio de Fomento tiene previsto fijar en el 30 de mayo (último fin de semana del mes) la inauguración del nuevo tramo (Izbor-Vélez de Benaudalla) y, por tanto, toda la autovía en su conjunto. A partir de junio se hará realidad la vieja ilusión de tener una autovía desde Madrid hasta Motril, pasando por Jaén y Granada.

La proximidad de las elecciones europeas impide que el Gobierno pueda organizar un acto de inauguración acorde con este hito en la historia de las infraestructuras de la provincia de Granada.

No obstante, la próxima inauguración, prevista también para antes del verano, de un nuevo tramo de la A-7 (entre Nerja y Almuñécar) podría ser la fecha clave para aunar las celebraciones. En esa ocasión es previsible que asista el nuevo ministro de Fomento, José Blanco, y aproveche la ocasión para hacer referencia a la nueva autovía A-44, la que une Granada con Motril.

La apertura de esta legendaria obra en Granada podría ceñirse a una formal presencia de la Guardia Civil de Tráfico, abriendo el nuevo tramo que sus vehículos, como ya ocurrió con el tramo anterior (el que une Vélez con la Costa), inaugurado el año pasado a través de esta sutil modalidad que poco tiene que ver con las visitas institucionales y los pomposos cortes de cintas.

En su última visita a Granada, la ex ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, ya advirtió de que la inauguración de esta autovía en su conjunto dependía de los resultados de la prueba de carga que se llevó a cabo ayer en el viaducto que resultó defectuoso después de ser construido. Es el puente que cruza la presa de Rules y, dadas sus dimensiones y los escarpado del terreno, se trata de una de las más complejas obras de ingeniería realizadas en España en los últimos años.

Los problemas surgidos en ese viaducto han retrasado la inauguración del tramo -y de toda la autovía- casi un año, pues estaba prevista su apertura al inicio del verano pasado. Esto ha privado a Magdalena Álvarez de inaugurar el proyecto más demandado por los granadinos durante décadas.

Las pruebas de que el Ministerio tiene prevista la inauguración de la autovía en breve es que en los últimos días se han estado pintando las calzadas, un trabajo que siempre se deja para última hora. Sólo una sorpresa final con los resultados de la prueba de carga podría retrasar la apertura.

La normativa de las pruebas de carga incluye la posibilidad de que se repitan unos días después estas comprobaciones para descartar futuros problemas, dado que hay un margen lógico de movimiento en las medidas tomadas y se ha de comprobar que no es un dato extraordinario. Las primeras pruebas del día habían resultado positivas, aunque habrá que esperar para conocer el resultado final de la operación.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios