El puerto es por primera vez lugar de llegada y salida de un crucero

  • La sociedad Motrilport lo ve "un hito" para la ciudad y para la Autoridad Portuaria

El atraque del crucero Wind Spirit constituirá un nuevo hito en la corta historia de la Autoridad Portuaria de Motril, pues será la primera vez que el puerto se convierta en principio y final de una línea regular de pasajeros, una modalidad poco habitual en los puertos españoles. Pese al escaso número de llegadas de cruceros para este año, la dársena pretende mantener una regularidad en base al interés de touroperadores norteamericanos.

Si bien el barco atracará hoy para que sus pasajeros conozcan la Alhambra, será mañana cuando, tras pasar la noche en Málaga, desembarque en Motril el pasaje actual -en su mayoría belgas y estadounidense- y embarque el nuevo. El buque llegará hoy procedente de Cartagena, con 89 pasajeros, la mitad de los cuales se desplazará a Granada, mientras que el resto se quedará a bordo. El Ayuntamiento de Motril pondrá a su disposición un microbús. A las ocho de la tarde, zarpará rumbo a la capital malagueña.

El gerente de la sociedad de promoción Motrilport, José Bermúdez, consideró un "hito para el puerto y la ciudad" el hecho de ser "cabecera y cola" de un crucero turístico. Supone un "reconocimiento al esfuerzo que viene haciendo la Autoridad Portuaria para potenciar este tipo de turismo, en colaboración con los patronatos de la Costa y la Diputación".

El crucero tiene 20 años y 143 metros de eslora, sobre los que se levantan cuatro mástiles. Tiene 74 camarotes con capacidad para 148 pasajeros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios