Sanz ve un "chiste malo" el anuncio de austeridad de Griñán

  • El PP exige que no se espere al final de la legislatura para reducir el número de cargos

El secretario general del PP-A, Antonio Sanz, consideró ayer un "chiste malo" el anuncio del presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán, de un "adelgazamiento" de la Junta con menos cargos, ya que, ante una Administración andaluza "tan obesa, no hay que esperar al final de la legislatura para tomar medidas".

En una entrevista concedida a los periódicos del Grupo Joly, el presidente Griñán aseguró que "probablemente, antes de finalizar la legislatura tendremos un modelo de administración distinto" y a la pregunta de si ese cambio supondría una reducción de consejerías respondió que "seguro".

Según Sanz, es un "insulto" a las familias andaluzas que no se lleven a cabo medidas urgentes de austeridad "desde ya, y no esperar al final de la legislatura o al principio de la siguiente". Para el dirigente del PP andaluz, "no hay nada que impida aplicar la reducción de altos cargos desde ya" porque Andalucía es "la región que más cargos y paro tiene, sin que reduzca el gasto en este sentido".

La propuesta de los populares en este sentido es una disminución del 50% de los cargos en la comunidad, "tal y como ha hecho el PP en Galicia", a la vez que recordó que llevarán al Parlamento regional una iniciativa para que se implante la austeridad en el gasto público.

Tras la propuesta de Griñán de elaborar un listado de jubilados que puedan colaborar con el Servicio Andaluz de Empleo (SAE) para que se sientan activos, Sanz pidió a Griñán que "empiece por dar ejemplo".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios