Un padre mata a otro en la puerta de un colegio en Málaga por una pelea entre sus hijos

  • La agresión ocurrió cuando los últimos niños entraban en las clases · La víctima es un hombre de Ghana de 33 años

Un hombre de 33 años murió ayer al ser apuñalado por otro a las puertas de un colegio en la barriada malagueña de Tiro de Pichón. Los niños más rezagados estaban entrando aún en el centro cuando se produjo la riña entre los dos hombres y que finalmente desembocaría en el crimen. La reyerta entre los dos hombres estuvo precedida por una pelea previa entre los hijos de ambos. Los intentos de una trabajadora del colegio por auxiliar a la víctima fueron inútiles y el hombre murió ante la impotente mirada de los padres que aún quedaban en el lugar. El agresor huyó, pero fue detenido pocos minutos después por la Policía Nacional.

Los hechos se produjeron sobre las 9:10. A esa hora el 112 recibió media docena de llamadas que alertaban que había un hombre tendido en el suelo en la puerta misma de la Escuela de Educación Infantil Tiro de Pichón, ubicada en la calle Corregidor Antonio de Bobadilla, de esa barriada. Z. N., nacido en 1979 y natural de Ghana, murió a causa de las dos puñaladas que le propinó su agresor, de nombre Konan, nacido en Costa de Marfil hace 34 años y que trabaja como portero en una discoteca en el Camino de San Rafael. Se da la circunstancia de que en la actualidad se encontraba de baja, recuperándose de las heridas que sufrió al ser apuñalado a las puertas del local.

Un hombre que acababa de dejar a su nieto en el colegio lo vio todo: "Hace un par de semanas ya habían tenido una disputa. Sobre las 9:00 empezaron a discutir. La novia del que ha muerto intentó separarlos. Pero pasaron a los manos y al final el agresor sacó un machete de unos 30 centímetros y le dio dos puñaladas en el costado".

El niño al que acompañaba la víctima era hijo de la joven. Al ver a su compañero ensangrentado, la chica comenzó a gritar. "Una trabajadora del colegio intentó taparle la herida con gasas, pero ya no había nada que hacer", dijo un testigo.

"Se lo cargó delante de todo el mundo. Delante de la novia y del hijo de ella", apuntó otra vecina. Según los testimonios, las rencillas entre ambos venían de hacía unas semanas y se habrían producido por una disputa entre los niños de ambos, que iban al mismo colegio. La Comisaría Provincial no confirmó esta versión.

Una de las madres aseguró que el fallecido "vino a buscar" al agresor porque con anterioridad éste le había atacado. Fue entonces cuando empezaron los puñetazos, un enfrentamiento que el agresor zanjó con dos puñaladas. A continuación emprendió la huida. Los padres que estaban todavía allí comenzaron a gritar "¡Asesino!" y "¡Cogedlo!". Minutos después, era detenido por agentes de la Policía Nacional cuando intentaba esconderse en un bloque de la zona de calle La Unión.

Pablo Gallego, gerente de la discoteca en la que trabaja Konan, mostró su sorpresa al conocer los hechos. "No es un hombre conflictivo, es muy tranquilo", dijo de su empleado, que llevaba dos años trabajando en el establecimiento. Hay una versión de los hechos que vincula ambas agresiones y considera el apuñalamiento de ayer como un ajuste de cuentas, pero este extremo no fue confirmado por fuentes de la investigación.

El suceso conmocionó a la barriada del Tiro de Pichón, habitualmente muy tranquila.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios