Ambiente de choque crucial

  • Nyom afirma que el del Celta es un partido "más importante" que el del Barcelona · Lucena empieza a entrenar con el resto del grupo y podría entrar en la convocatoria del sábado

Los jugadores rojiblancos empiezan a olvidarse del traspié en el Camp Nou. El horizonte para el plantel de Anquela sólo tiene un color, el azul celeste del Celta. Allan Nyom, que habló ayer ante los micrófonos en Armilla, calificó el choque del domingo como "un partido más importante que el del Barcelona". El parisino afirmó que lo que le da más trascendencia al encuentro es que sea "contra un rival directo", por lo que se empleará a fondo para "hacerlo mejor que hace dos semanas y sacar los tres puntos en casa".

Los futbolistas del Granada repiten una y otra vez en sus declaraciones que entrenan muy bien durante toda la semana. El lateral francés recalcó que el equipo "trabaja mucho", pero "nos faltan puntos y creo que hemos merecido más". Para Nyom no queda otra que seguir esforzándose en los entrenamientos para "conocerse mejor" entre ellos y empezar a sacar buenos resultados.

"Contento por la actuación y un poquito decepcionado porque encajamos un gol a tres minutos del fina", así valoró Nyom el partido contra el Barcelona. Además, para rebajar el estado de euforia que viven los rojiblancos, subrayó que "tuvimos suerte porque Toño hizo un partidazo y podríamos haber salido goleados de allí".

Respecto al choque del próximo domingo contra el Celta de Vigo, el internacional camerunés quiso quitar hierro a las declaraciones revanchistas de algunos jugadores vigueses: "Nosotros ya lo hemos olvidado, es otra categoría, estamos en Primera División, y es otro partido con una presión diferente".

Por último, Nyom habló sobre el gran momento futbolístico que está experimentando. El lateral rojiblanco aseguró que se encuentra "bien físicamente", pero que tiene que "mejorar la técnica para seguir creciendo".

El que recibió ayer buenas noticias fue Juan Antonio Anquela. La primera fue que Manolo Lucena se incorporó al resto del grupo para hacer entrenar con normalidad. El capitán rojiblanco volvió a tocar balón después de estar casi un mes inactivo por un fuerte esguince de rodilla. El jugador granadino ha acortado plazos en su recuperación y lo más probable es que el sábado vuelva a entrar en la convocatoria para el partido contra el Celta de Vigo.

Fran Rico también protagonizó una noticia agradable y comenzó a correr suavemente en las instalaciones de la Ciudad Deportiva de Armilla. El gallego sólo había andado desde que volvió a Granada este verano y su lesión ha ido empeorando con el paso del tiempo. No obstante, ayer sorprendió a los asistentes al entrenamiento, al hacer un trote ligero.

La otra cara de la jornada fue que Floro Flores sigue sin ejercitarse. El delantero italiano, que sufrió una contractura en los isquiotibiales en el encuentro contra el Barça, es duda para el choque contra el Celta de Vigo. El napolitano estará entre algodones durante toda la semana y, lo más seguro, es que llegue muy justo al envite del domingo. En caso de que Floro no se recuperara, Anquela tendría que contar con El Arabi en la punta de lanza.

Hoy la plantilla cambia de escenario. Los de Anquela entrenarán en la Ciudad Deportiva de Maracena las 10:30 horas. El cuerpo técnico podrá contar con Iriney y Pape Diakhaté, que volverán a Granada cuando termine el partido solidario Champions for África.

De los que no hay noticias es de Ighalo y Hassan Yebda. El nigeriano sigue en Udine tratándose la lesión en el tobillo y desde el club no se confirma la fecha de su llegada. Con el argelino pasa exactamente lo mismo y permanece en Francia tras operarse.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios