Otra decimoquinta plaza para Carolina Ruiz

  • La esquiadora granadina vuelve a lograr un excepcional resultado en el supergigante disputado ayer en Canadá

La estadounidense Lindsey Vonn logró ayer en el supergigante de Lake Louise su tercera victoria consecutiva en la Copa del Mundo de esquí alpino femenino, que se suma a los dos triunfos que se apuntó entre el viernes y el sábado en esta misma estación canadiense en la especialidad de descenso.

Vonn, dos veces campeona del mundo y una olímpica y cuatro veces ganadora del globo de cristal, sumó ayer su quincuagésima sexta victoria en la Copa del Mundo y la decimonovena en la disciplina del supergigante.

Se impuso en el Super-G de Lake Louise por delante de su compatriota Julia Mancuso, segunda a 43 centésimas; la austríaca Anna Fenninger, tercera a 45 y la eslovena Tina Maze, cuarta a 62.

La esquiadora granadina Carolina Ruiz acabó en el puesto decimoquinto a menos de dos segundos -1.96- de la ganadora. Este resultado, en una disciplina que no es la preferida de Carolina -que es el descenso-, ratifica el excepcional comienzo de temporada de la esquiadora local.

Tras esta prueba en territorio canadiense, Tina Maze sigue al frente de la general de la Copa del Mundo, ahora con 397 puntos. La siguen la alemana Maria Hofl-Riesch (319), quinta ayer en Lake Louise; y Lindsey Vonn, que es tercera con 310. Carolina Ruiz ya suma 59 puntos y se sitúa en una extraordinaria posición.

Lindsey Vonn es la primera líder de la Copa del Mundo de Super-G, especialidad de la que ayer se disputó la primera prueba de la temporada.

Vonn, de 28 años, ha superado ya a la suiza Vreni Schneider y se ha situado a seis victorias del récord absoluto de triunfos en la Copa del Mundo, que posee, con 62 desde 1980, la austríaca Annemarie Moser-Proll. El de ayer es, además, el podio número 100 de Vonn en la Copa del Mundo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios