Pañolada de indignación contra más de 930 días de aislamiento

  • Un centenar de personas se concentra en la Estación de Andaluces

  • La reivindicación coincidió con el último viaje del tren Al Andalus

Cuando se piensa en una estación de tren, resulta lógico imaginar un lugar de paso, lleno de gente, en el que los viajeros se intercambian los papeles: mientras unos llegan, otros se van. Sin embargo, esta situación hace ya más de dos años y medio que no sucede en Granada. La provincia lleva 936 días sin conexiones ferroviarias, un aislamiento que ha hecho que los granadinos salgan a la calle en numerosas ocasiones. La última tuvo lugar la tarde de ayer, cuando cerca de un centenar de personas ocuparon la estación para reclamar la reconexión por tren de la provincia.

Cuando a las 18:00 horas de ayer, el tren Al Andalus -único tren turístico que llega a la provincia, cuyo billete oscila en torno a los 3.000 euros- llegó a la Estación de Andaluces, tuvo un recibimiento especial. Cerca de un centenar de granadinos protagonizaron una pañolada para acoger la que fue la última partida de la temporada de este tren a Granada.

Con esta incitativa, impulsada por diversos colectivos y sindicatos, se quiso reivindicar que "por la vía de Moreda pueden circular perfectamente trenes, como hace el Al Andalus". Así lo indicó el portavoz de la Marea Amarilla, Francisco Rodríguez, quien además incidió en los perjuicios que supone para la economía esta desconexión.

El 7 de abril de 2015, la conexión de Granada por vías de ancho convencional se cortó por un plazo, que supuestamente no iba a superar los cuatro meses, debido a las obras de la Alta Velocidad. A día de hoy se mantiene esta situación. Según el Ministerio de Fomento, "no era viable" reabrir la vía de Moreda ya que suponía un "alto coste". Sin embargo, el Al Andalus ha estado utilizando esta conexión.

"Hay trenes que pueden circular por la vía que no está para circular, la de Moreda, por la que nos quitaron el tren a Madrid y Barcelona en 2015", explicó Rodríguez, que indicó que la pañolada fue "un acto simbólico para decirle a los granadinos que el Ministerio de Fomento está engañando a Granada".

Según apuntó el portavoz de la Marea Amarilla, la situación de desconexión que protagoniza Granada es "una vergüenza que hace daño a la economía de la provincia", ya que como se pudo comprobar ayer "hay un tren de mercancías que viene desde Almería por la misma vía de Moreda, además del Al Andalus, por lo que podríamos estar perfectamente conectados, y no llevar más de dos años y medio aislados por ferrocarril".

A tenor de ello, los convocantes de esta concentración explicaron que ignoran cuáles han sido las razones para que Fomento quisiera conectar Granada, y que "sólo es posible especular que haya un intento de amortizar la línea ordinaria en favor del futuro AVE", el cual también piden que llegue a la provincia "en otras condiciones". Por este motivo han convocado nuevas movilizaciones el próximo mes de noviembre.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios