Santa Bárbara evita despidos con la fabricación de un blindaje para carros

  • Con este producto, la empresa granadina espera generar 35.000 horas de carga de trabajo, aunque los empleados califican de insuficiente la actividad de la industria

La fábrica armamentística Santa Bárbara Sistemas, ubicada en Granada, no se contagiará, al menos este año, del ambiente de despidos y expedientes de regulación de empleo de otras empresas, según asegura la filial de la multinacional americana General Dynamics.

La industria ha conseguido asumir la producción de un innovador sistema de blindaje cerámico para carros de combate con el que -junto al ensamblaje de misiles 'Spike' encargado por el Ministerio de Defensa- podrá mantener la actual plantilla.

Con la fabricación de esta tecnología, que será entregada a las Fuerzas Armadas de Portugal, General Dynamics pretende especializar a la empresa granadina en programas innovadores, al mismo tiempo que mejora las sinergias entre las distintas compañías del grupo, puesto que el sistema de blindaje cerámico (denominado High Performance Armor) ha sido transferido por la entidad austriaca Steyr-SFF, también miembro de la multinacional.

En este sentido, fuentes de Santa Bárbara Sistemas explican que los empleados de la armamentística se encargarán del proceso de ensamblaje del producto y de las pruebas finales, mientras que otra fábrica de Trubia (Asturias) acometerá la producción de estructuras metálicas con las que abastecer a la fábrica granadina.

Con ello, la empresa de El Fargue aumentará en 35.000 las horas de carga de trabajo entre 2009 y 2010 y espera crear unas buenas expectativas de negocio fundadas en la posibilidad de que el blindaje pueda adaptarse a todo tipo de vehículos blindados.

Menos confiados se muestran los representantes sindicales de San Bárbara Sistemas: "El contrato con Steyr-SFF viene a paliar la carga de trabajo de la fábrica y complementa la generada por la elaboración del misil 'Spike'", comentó el delegado sindical de UGT en la empresa, José Rodríguez.

Ahora bien, según el representante de los trabajadores, la carga de trabajo que generará el blindaje cerámico se reduce a entre 18.000 y 20.000 horas en 2009, que se suma a las 30.000 anuales firmadas por el misil en los próximos cuatro años. "De momento, la empresa no ha planteado la reestructuración en la fábrica de Granada, pero con esta carga de trabajo no tenemos la certeza de que dé la ocupación al 100% de los 156 trabajadores", explicó Rodríguez.

Además, la dirección de Santa Bárbara Sistemas presentó recientemente el Plan de Ocupación y Entregas para el próximo año, en el cual no se incluye ningún pedido de municiones ni explosivos, según denunció Rodríguez, por lo que critican a General Dynamics por no aportar una solución de estabilidad a la industria incorporando nuevos productos.

Tampoco tranquiliza a los trabajadores el preacuerdo alcanzado por General Dynamics y Explosivos Alaveses (Expal) por el que la primera cede la fábrica de Murcia a la segunda, operación por la que se reunió ayer el comité intercentros de la empresa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios