Vecinos de la Zona Norte abogan por las multas contra la prostitución

  • Los afectados tambíen apuestan por instalar cámaras de vigilancia

La Asociación de Vecinos Albayda, que engloba a la carretera de Jaén -zona habitual de prostitución- se muestra a favor de que se impongan sanciones económicas para disuadir a los clientes, así como de la puesta en marcha de otras iniciativas destinadas a este fin, como la instalación de cámaras de vigilancia.

Así lo informó ayer una portavoz de la citada asociación, quien aseguró que los vecinos "están pasando lo indecible" al ejercerse la prostitución frente a sus casas y conllevar esto otras prácticas ilegales como el tráfico de drogas. "Lo único que queremos los vecinos es que desaparezca este problema y creemos que con una mayor presencia policial puede hacerse y si se sanciona pues mucho más", comentó la portavoz de Albayda, quien lamentó que los menores de la zona "tengan que ver desde su ventana a gente pinchándose" o encuentren preservativos usados en la calle.

Los vecinos aluden también a la inseguridad que trae consigo la prostitución y aseguran que la pasada semana un proxeneta saltó la valla de una urbanización cercana a la Carretera de Jaén y se coló dentro, mientras que otros se dedican "a derrapar con el coche, con el peligro que supone para el resto de vehículos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios