Así se moverá la GranadadelMilenio

  • El emblemático año llegará precedido de la puesta en marcha de infraestructuras fundamentales como la Alta Velocidad, el Metro o la Segunda Circunvalación

Muy probablemente, el Milenio no dejará ninguna obra emblemática, en plan Puente del V Centenario de Sevilla -recuerdo de la Expo de 1992- o, puestos a pensar a lo grande, torre Eiffel de París. Pero sí es probable que para ese año 2013 Granada haya avanzado mucho en una cuestión tan fundamental como las infraestructuras.

Si se cumplen las previsiones, lo cual es algo que siempre hay que poner en cuarentena, porque los ejemplos de retrasos abundan, residentes y visitantes tendrán entonces a su disposición el Metro, también llamado tren ligero o hasta tranvía. El nombre es lo de menos, pero sí que tiene interés resaltar que es un medio de transporte que transportará a diario a miles de viajeros entre Albolote y Armilla, pasando por Maracena y por Granada. Traerá indudables beneficios a los muchos habitantes del sector del Área Metropolitana más próximo a la capital y que acudan al campus universitario de Fuente Nueva, al hospital del Campus de la Salud, que debe entrar en funcionamiento en 2010, o a coger el AVE para irse a Madrid.

Porque el Metro estará conectado con el AVE, que para el año 2012 ya unirá Granada con la capital de España en menos de tres horas. Los viajeros podrán utilizar una nueva estación, subterránea y conectada con la del tren ligero. Fue ese escollo, el de la intermodalidad, lo que más enconó las relaciones Ayuntamiento-Junta en el apartado de las infraestructuras. Eso y el episodio -en la prórroga del partido, por utilizar un término deportivo- del soterramiento del Metro a su paso por el Zaidín, un tira y afloja casi continuo en el que la administración autonómica, salvo auténtica sorpresa, saldrá ganando: irá por la superficie.

Si son importantes las infraestructuras ferroviarias, no menos lo son las carreteras, que de hecho son las que más utiliza el común de los humanos. Por mucho atraso que haya acumulado, ha de darse por cierto que la A-44 estará más que operativa en 2013, con lo que desplazarse de Granada a Motril será cuestión de poco más de media hora. Y, desmoronamientos, desplazamiento de tierras y otras contingencias mediante, también debe estar lista la autovía del Mediterráneo, técnicamente llamada A-7, lo que mejorará las comunicaciones en la costa y eliminará, o así se espera, esos atascos que en los veranos ya eran un elemento más del paisaje.

Esas dos autovías se complementarán con una serie de carreteras de nuevo cuño. Unas se llaman VAU, unas siglas que significan Vía de Aglomeración Urbana y que, como su nombre sugiere, tienen como objetivo hacer más llevadero el tránsito en zonas donde ahora está saturado.

Unas dependen del Ministerio de Fomento y otras de la Consejería de Obras Públicas. Las hay muy avanzadas y en cambio otras no estarán listas para ese horizonte tan nombrado de 2013. Conviene distinguirlas.

Por ejemplo, la llamada VAU 6 es la que también se conoce como Distribuidor Norte, que parte de la zona Norte de la capital y pretende descongestionar el tráfico en el tramo hasta la carretera de Pulianas. La Junta calcula que por ella circularán coches a finales de este año o a principios del próximo.

Esa VAU 6 se complementará con la VAU 2, otra vía de nueva construcción que enlazará con la A-92 en el término municipal de Jun. Ahora mismo está en fase de proyecto y se confía en que en 2013 esté operativa.

De la misma forma que habrá un Distribuidor Norte, también habrá un Distribuidor Sur, que para el caso se llama VAU 9 y discurrirá por los términos de Granada y Armilla. Será más útil cuanto más actividad haya en el Parque Tecnológico de Ciencias de la Salud, puesto que pasa por sus proximidades, y proporcionará además una salida complementaria hacia la A-44 y la Costa.

Ese VAU 9 es por ahora un proyecto, aunque éste se dará por finalizado en marzo. Después quedará licitar la obra, salvar una serie de obstáculos burocráticos y ejecutarla. La Junta espera que se finalice a lo largo de 2011.

Otras Vías de Aglomeración Urbana en marcha, aunque en una fase menos avanzada, tienen detrás los números 5, 10 y 11. La primera es una carretera de acceso a la segunda circunvalación -de la que se hablará a continuación- y que discurre por Armilla, Churriana y Las Gabias. La VAU 10 conecta Granada con La Zubia y la 11 hace lo propio con Monachil. Todas están en fase de estudio informativo y no hay que hacerse ilusiones respecto a que estén terminadas en el año del Milenio, pero sí es probable que las tres estén por entonces en fase de ejecución.

La segunda circunvalación, una obra de más envergadura que financia el Ministerio de Fomento y que en los presupuestos generales del Estado de este año recibieron un impulso inversor de más de 30 millones. Se compone de varios tramos que discurren por varios términos municipales -Santa Fe, Las Gabias, Vegas del Genil, Albolote o Atarfe-. También llamada Circunvalación de la aglomeración urbana de Granada, funcionará como una sucesión de puentes entre la autovía A-44 y la A-92 que rodeará a Granada por su lado oeste.

Por la otra parte está previsto hacer la Ronda Este Metropolitana, que recibe también el oficioso nombre de Cierre del Anillo porque uniría, por el otro lado del Área Metropolitana, las citadas A-44 y A-92, con lo que, si a alguien le viniera en gana, se podría pasar el día entero circundando Granada, cosa que ahora no puede.

Esa Ronda Este no tiene todavía un trazado definitivamente fijado. De hecho, se están estudiando hasta seis alternativas, que tienen en común que parten de la A-44 y, tras atravesar los túneles del Serrallo, se meten en la A-395 o carretera de la Sierra. Desde ahí, en el término municipal de Cenes de la Vega, tendrá que hacerse una complicada obra de ingeniería para, mediante túneles -más largos o más cortos, ahí está el dilema- y viaductos, los coches puedan llegar hasta la A-92, allá por Jun. Va a ser un proceso largo, sobre todo porque es una zona delicada y en el estudio de impacto ambiental se tendrá que hilar muy fino. Y por mucha prisa que se den, no estará en 2013.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios