Un paseo verde cumplirá el sueño de unir el Albaicín con la Alhambra

  • Ayuntamiento y Patronato intervienen en la ladera del Darro bajo los bosques del monumento con un proyecto de restauración paisajística

Un paseo verde cumplirá el sueño de unir el Albaicín con la Alhambra Un paseo verde cumplirá el sueño de unir el Albaicín con la Alhambra

Un paseo verde cumplirá el sueño de unir el Albaicín con la Alhambra

En torno al río Darro donde la vegetación irrumpe con toda su fuerza hay un rincón mágico que muy pronto podrá ser visitado. Ubicado a la derecha del Rey Chico a las faldas del monumento, se trata de un espacio donde el Patronato de la Alhambra y el Generalife y el Ayuntamiento de Granada han iniciado un proyecto de recuperación titulado Paseo de Romayla para el disfrute de granadinos y visitantes. De viajeros que, conquistados por el agua y la frescura de la ladera norte de la Alhambra deseen adentrarse en este peculiar paraje.

La actuación, que fue presentada ayer por el director del Patronato de la Alhambra y el Generalife, Reynaldo Fernández, el alcalde de Granada, Paco Cuenca y el delegado de Cultura, Guillermo Quero, forma parte del convenio de colaboración entre la Consejería y el Ayuntamiento para conservar y restaurar el Albaicín que prevé una inversión total de cinco millones de euros con cargo al Patronato. El proyecto tiene como objetivo recuperar el paseo así como abrir una nueva vinculación entre la Alhambra y el histórico barrio a través de recorridos peatonales que conectarán con la Puerta de las Armas a través de la Cuesta de los Chinos.

Para ello ya se han iniciado los trabajos arqueológicos y patrimoniales en la zona que queda entre el Rey Chico y la casa de las Chirimías donde los visitantes podrán disfrutar de una zona de paseo verde en la ladera del Darro que, según explicó el alcalde de Granada, se va a convertir en una de los espacios más emblemáticos de la ciudad. "Este proyecto abre una nueva vinculación entre el Albaicín y la Alhambra, ya que va a permitir tener una zona de disfrute a los pies del monumento", destacó.

El delegado de Cultura, Guillermo Quero, incidió en la "estrecha colaboración" entre la Junta y el Ayuntamiento que se llevó a efecto el pasado mes y que ya está dando sus frutos en este espacio histórico de la ciudad donde coinciden dos enclaves catalogados como Patrimonio Histórico de la Humanidad. Asimismo, Quero añadió la reciente declaración como Bien de Interés Cultural (BIC) del Valle del Darro en el que ahora se interviene con este tipo de proyectos que recuperarán espacios históricos para la ciudadanía y el turismo.

El director del Patronato, Reynaldo Fernández Manzano, explicó que se trata de una intervención y recuperación del paisaje lo que significa "restaurar todos los elementos singulares que el tiempo ha ido ocultando y volverlos a descubrir". Así, en la primera fase se ha hecho una limpieza superficial para eliminar la vegetación. Además, se está realizando una excavación en la zona donde se encuentra el acueducto donde estaba ubicado el Rey Chico, en la zona del Carmen del Granadillo y en el recorrido de la acequia de Romayla, desconocido con exactitud. En un futuro están previstas intervenciones en el entorno del Hotel Reúma y entre el puente de las Chirimías al acueducto de Santa Ana. En primer lugar se va a llevar a cabo la fase de excavación a la que precederá el diseño del proyecto (previsto para antes del verano); los procesos de licitación para que, en primavera del 2018 empiecen los trabajos definitivos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios