¿Qué sabe un niño de siete años?

  • El alumnado de segundo de Primaria se somete por primera vez a las pruebas Escala, unos exámenes con los que se pretende determinar el origen del fracaso escolar e implantar la evaluación en todas las etapas

Dónde está el origen del fracaso escolar y a qué edad se gesta el abandono de los estudios. Eso es precisamente lo que quiere averiguar la Consejería de Educación con Escala, la nueva prueba de evaluación que ha efectuado estos días en todos los colegios de Granada (y de Andalucía) a los niños de siete años.

Por primera vez, la Administración pública realiza un diagnóstico de los conocimientos del alumnado de segundo de Primaria, que apenas se ha iniciado en el camino de la educación reglada. El objetivo: averiguar qué es lo que sabe realmente un niño a esta edad y ver si la semilla del descalabro está en los inicios, como apuntan los expertos. Las escandalosas cifras de fracaso escolar andaluz (el 10% repite curso antes de llegar a sexto de primaria, el 37% no consigue el título de graduado, el 43% repite curso en la ESO) exige medidas certeras.

En el colegio público Sierra Nevada se celebró ayer la segunda parte de las pruebas Escala, que evalúa las competencias en escritura, cálculo y lectura. A los 75 alumnos de segundo de Primaria no les cogió de sorpresa estos exámenes ya que, debido a que la prueba se desglosa en una veintena de ítems, su realización se repartió en dos jornadas.

"¿Os acordáis del número que tenía el cuadernillo que hicisteis ayer?", preguntó el maestro Luis. Una vez repartidos los cuadernillos, el docente volvió a explicarles el procedimiento: "toda la información está en el cuadernillo, son problemas muy parecidos a los que hemos visto este año, leedlos cuantas veces haga falta".

Al profesorado se le había enviado previamente un modelo de ejercicio para que tuviera una estimación de las preguntas Escala. Titulado Media Maratón, planteaba: "Cinco amigos de Almería han corrido la famosa carrera de Los Palacios. Se trata de una media maratón con un poco más de 21 kilómetros..." Y las preguntas eran del tipo: "¿de dónde eran los 5 amigos?", "¿qué distancia recorrió cada uno?".

"Están tranquilos, aunque a los siete años no tienen todavía conciencia de obtener nota, son consecuentes con hacer las cosas bien o mal", concluye el director del centro, Evaristo González.

Adelantar la realización del diagnóstico tiene también otra finalidad según informa la Consejería, que es implantar la cultura de la evaluación en todas las etapas educativas como garantía de la mejora de la enseñanza.

"Las pruebas son muy útiles, ya que no evalúan sólo conocimientos, sino estrategias, lo que permite al profesorado tomar el pulso de sus actividades -añade González-. Si en cualquier fábrica se evalúan periódicamente las líneas de producción, ¿por qué no se iba a hacer lo mismo cada año con los rendimientos de los centros escolares?".

La dirección de cada colegio deberá ahora escoger de su claustro de profesores al equipo que se encargará de corregir las pruebas, siguiendo los criterios fijados por la Agencia Andaluza de Evaluación Educativa, organismo al que se remitirá las pruebas para su posterior análisis.

Escala tiene además una última prueba, la de lectura, que se realizará de forma independiente antes del 10 de junio. Pero será sólo una muestra del alumnado, elegida aleatoriamente por la propia Consejería de Educación, la que se someta a dicha evaluación.

Al colegio Sierra Nevada le han remitido un listado con 18 nombres (de un total de 75) y la dirección ha determinado que sea el logopeda del centro el encargado de examinarlos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios