El temporal de viento obliga a Cetursa a cerrar la Sierra

  • Las rachas de viento de hasta 120 kilómetros por hora impidieron abrir las pistas en la tercera jornada del puente festivo · La situación podría mejorar los próximos días

Comentarios 2

El mal tiempo, que ya le jugó una mala pasada a Sierra Nevada la temporada anterior, obligó ayer a la estación de esquí a cerrar sus pistas por seguridad como consecuencia del temporal meteorológico que pronosticaba rachas de viento de hasta 120 kilómetros por hora en el macizo montañoso.

Así lo señalaron ayer fuentes de Cetursa, la empresa que gestiona el parque invernal, que informaron de que debido a la persistencia de estas fuertes rachas de viento desde el área de Borreguiles hacía las zonas altas de la montaña se ha tenido que cerrar la zona esquiable de Sierra Nevada. Además, conforme al pronóstico, la situación se mantuvo así durante toda la jornada. La predicción también anuncia para hoy vientos que podrían alcanzar los 120 kilómetros por hora en cotas altas, aunque para lo que queda de semana la situación podría tender a mejorar.

Entretanto, las personas que ayer acudieron a la estación invernal -tanto los turistas que tienen pensado pasar allí todo el puente festivo como los esquiadores o visitantes puntuales- pudieron disfrutar de las actividades de las áreas de ocio habilitadas por Cetursa.

Así, fuentes de la empresa apuntaron que, pese al cierre de la estación de esquí durante la jornada de ayer, los primeros días del puente de la Constitución han transcurrido "razonablemente bien y sin afectar el paro de los controladores aéreos", puesto que la ocupación hotelera está en torno al 85%. La esperanza de Cetursa y de los hoteleros de la estación, sin embargo, es que el temporal de viento mejore para que el fin del puente concluya con un balance positivo.

De hecho, al margen del temporal, este puente de la Constitución empezó de manera inigualable. Sierra Nevada abrió la mañana del sábado la pista de la Laguna de las Yeguas, en lo que constituye la segunda apertura más temprana en la última década del área preferida por los esquiadores expertos -en 2003 la Laguna de las Yeguas fue abierta el 3 de diciembre-. De este modo, la incorporación de las pistas del valle del río Dílar al dominio esquiable permitió elevar a 54,5 los kilómetros abiertos en la estación invernal granadina en el arranque del puente de la Constitución, lo que doblaba la cifra habitual con la que al estación de esquí suele llegar al largo fin de semana del 6 y el 8 de diciembre.

En la primera jornada del puente, según informaron fuentes de Cetursa, Sierra Nevada reunió a unos 7.000 esquiadores, mientras que 550 clientes usaron las atracciones de la fuente del Mirlo Blanco y alrededor de 600 visitantes usaron telecabina para acceder a Borreguiles. Asimismo, varios centenares disfrutaron de la nieve y los establecimientos de Pradollano.

Otra de las novedades inauguradas el sábado fueron las motos de nieve para niños, que disfrutaron de los dos recorridos habilitados para ellos en Borreguiles y en la estación inferior del telesilla Jara.

Con el cierre de ayer ya son tres los días que la estación ha tenido que ser clausurada en lo que va de temporada. Los pasados 29 y 30 de noviembre Cetursa también cerró las pistas como consecuencia de las fuertes rachas de viento, que podrían poner en peligro la integridad de los esquiadores.

3

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios