Irlanda aprueba el pacto fiscal y la Unión Europea respira aliviada

  • El sí obtiene el 60,3% de los votos frente al 39,7% que se mostró contrario al acuerdo · Durao Barroso felicita a los ciudadanos irlandeses por una decisión que fue adoptada tras "un debate intenso"

Los irlandeses votaron mayoritariamente a favor de ratificar el pacto fiscal de la Unión Europea en una votación celebrada el jueves, según los resultados oficiales dados a conocer por la comisión electoral en Dublín. Un 60,3% de los electores votaron a favor, informó la comisión. En la votación participaron 1,59 millones de personas. En Irlanda estaban habilitados para votar 3,1 millones de personas.

El primer ministro irlandés, Enda Kenny, celebró la "significativa" victoria del sí en el referéndum sobre el pacto europeo de estabilidad presupuestaria, que, según dijo, envía un "claro" mensaje sobre el "compromiso" de su Gobierno con la recuperación económica.

Según el escrutinio final del referéndum celebrado el jueves en Irlanda, el 60,3% de los que acudieron a las urnas dieron luz verde a la ratificación de un texto que prevé imponer estrictas reglas presupuestarias a los países de la Unión Europea (UE). Por contra, un 39,7% dijo no ante el temor de que la aplicación del tratado perpetuará las políticas de austeridad, impidiendo, dicen los detractores, dar relevancia a los planes de estímulo de la economía.

Este pacto "no resolverá todos los problemas, pero sienta las bases para asegurar la recuperación de la economía", dijo Kenny, líder de un Gobierno de coalición entre conservadores y laboristas.

En su opinión, el resultado del referéndum ayudará a proporcionar "estabilidad" a Europa y a Irlanda, que sobrevive gracias al rescate de la UE y el Fondo Monetario Internacional (FMI), cuantificado en 85.000 millones de euros. Con su adhesión al pacto fiscal, recordó Kenny, Irlanda, en caso de necesidad, podrá además acceder a los fondos del Mecanismo Europeo de Estabilización Financiera cuando finalice en 2014 su programa de ayuda.

Su colega laborista Eamon Gilmore, viceprimer ministro y titular de Exteriores, añadió que la victoria servirá para que el Ejecutivo pueda ahora abordar con sus socios cuestiones clave para la economía nacional, como son los planes para estimular el crecimiento en el continente y la reestructuración de la deuda bancaria irlandesa.

El presidente de la Comisión Europea, José Manuel Durao Barroso, celebró el respaldo de los ciudadanos irlandeses tras "un debate intenso" en el país porque se trata de "un elemento clave de la respuesta de la UE a la actual crisis económica".

"Los ciudadanos irlandeses han participado en un debate intenso sobre el Tratado y sobre lo que significa para ellos. Este Tratado es un elemento clave de la respuesta de la UE a la actual crisis económica. Restaurar la sostenibilidad de las finanzas públicas sigue siendo un objetivo importante", subrayó Barroso en un comunicado.

Barroso reconoce que "muchos han expresado en la campaña sus preocupaciones sobre la necesidad de que haya un crecimiento", pero reiteró que "la Comisión Europea cree que la estabilidad y el crecimiento van juntos y que no podemos tener lo uno sin lo otro".

"El voto de hoy [por ayer] representa un paso significativo hacia la recuperación económica (de Irlanda) y de su lugar en el corazón de la UE", concluyó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios