Astad Deboo funde danza y artes marciales en el Teatro Alhambra

  • El bailarín indio regresa a la ciudad con 'Celebration', una obra que busca el equilibrio entre tradición y modernidad

La danza tiene una cita con los amantes de lo exótico en el Teatro Alhambra. Tras el rotundo éxito en 2006, el siempre sorprendente coreógrafo y bailarín indio Astad Deboo vuelve al Festival de Granada con un espectáculo que no deja de sorprender.

Se trata de Celebration, un montaje cosmopolita donde se funden de forma única y singular la tradición de los míticos maestros de artes marciales de la región de Manipur, junto al lenguaje personalísimo del creador indio, balance perfecto entre la rica tradición de la danza clásica india y la más expresiva creación contemporánea.

El montaje responde a una rica tradición india que recoge la influencia de las artes marciales en la danza, y cuyas raíces se encuentran en los rituales sagrados, la música y danzas populares o en los bailes de máscaras. Desde la más depurada técnica de danza hasta sus raíces más tribales, se ha fundamentado el montaje sobre lo que se conoce como Thang Ta (espada y lanza), es decir, una exploración en la tradición y en la modernidad, experimentando transformaciones corporales que culminan en las danzas más variadas.

Nadie mejor que el más destacado coreógrafo y bailarín hindú contemporáneo podía dar nueva vida a la arcaica tradición de la danza marcial con una propuesta sincrética que traspasa los límites del tiempo y la geografía, aunando lo viejo y lo nuevo, el aquí y el allí, el otro y el yo, en una celebración única.

De esta forma, la muy desconocida danza contemporánea oriental estará representada esta noche a las 22.30 horas en el Festival por el trabajo del gran Astad Deboo (Gujarat, 1947), quien en su dilatada trayectoria, ha recibido los más altos galardones y reconocimientos en su país, Japón, Corea...

El maestro indio ha llevado su arte por todo el mundo actuando en escenarios que van desde la Gran Muralla China hasta el Chelsea Town Hall de Londres o los conciertos de Pink Floyd.

Este año en el que el Festival reflexiona sobre el papel de la música y el diálogo frente a la barbarie, con el recuerdo a los desastres de la Guerra de Independencia y la celebración del Año Europeo del Diálogo Intercultural, Deboo propone ya algunas respuestas a esas preguntas trayendo hasta el escenario del Teatro Alhambra Celebration, un espectáculo vibrante donde se funden el misterio de las danzas marciales procedentes del Himalaya del norte de su país con la esencia de su trabajo contemporáneo, fruto de años de investigación.

La representación de esta obra en el marco del Festival de Granada ha contado con la subvención de la Dirección General de Cooperación y Comunicación Cultural. Asimismo, se hace saber al público que se trata de un espectáculo sin intermedio.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios