Culto rodado a 'Amanece que no es poco'

  • Cientos de fans y extras de la cinta de Cuerda se reúnen en el pueblo de Ayna

Un centenar de fans, extras y figurantes de la película Amanece que no es poco, de José Luis Cuerda, se dieron cita este fin de semana, a través de Facebook, en la Sierra del Segura, al sur de la provincia de Albacete, para recorrer los pueblos en los que se rodó esta mítica comedia.

Esta "quedada amanecista" tuvo en la localidad de Ayna su centro neurálgico, y en torno a ella se desarrolló el I Encuentro Nacional de Motos con Sidecar, en el que participaron unos cuarenta vehículos que llegaron a mediodía desde distintas provincias.

La "quedada" se convocó hace más de dos meses por iniciativa de Gerardo de la Fuente a través del grupo de Amanece que no es poco en Facebook, que cuenta con más de 70.000 fans, y ha servido para rendir tributo al filme que Cuerda grabó en las localidades albaceteñas de Ayna, Liétor o Molinicos hace más de veinte años.

Precisamente, la película se ha convertido "en un importante reclamo turístico" para esta zona, como explicó el responsable de la oficina de turismo de Ayna, Jesús Moreno, que habló de la ruta turística basada en la película y el Centro de Interpretación de Amanece que no es poco, inaugurado hace menos de un año en Ayna y a cuya apertura asistieron el propio Cuerda y uno de los protagonistas, el actor Antonio Resines.

Aunque la lluvia deslució la jornada, un centenar de vecinos de Ayna y de fans llegados desde distintos puntos de España recorrieron las calles por las que Resines paseaba en sidecar y visitaron el "semillero de hombres", el huerto donde crecían hombres en lugar de calabazas.

En la quedada participaron algunos vecinos de Ayna que en su día tuvieron un pequeño papel en la película, como Juan Ángel Martínez y Jorge Vidal, que intervinieron siendo niños y que hoy se confiesan "verdaderos fans" de Amanece que no es poco.

Juan Ángel Martínez, que hizo de "niño deprimío" en la cinta, subrayó que la cita "ha sido muy interesante" y ha servido para recrear algunas escenas de la película, visitar escenarios y, por supuesto, recordar los guiones de una película "que todos los fans tenemos muy presente". "Esto es un sindiós", dijo con una sonrisa aludiendo a la frase que acuñó Cuerda en esta película.

Jorge Vidal interpretó en su niñez al niño que hacía una curiosa suma en una de las escenas del colegio y ayer participó en esta "quedada amanecista". Martínez también valoró que hayan participado "muy activamente" los propietarios de lugares que sirvieron de escenario al rodaje veinte años atrás, como el dueño de la casa donde se grabó la escena en la que se ahorcaba el alcalde, o la Casa de los Tobarra, que sirvió a Cuerda para grabar el patio de las mujeres.

La fuente en la que Paquito, el sacristán, daba los pregones y la ermita de Belén de Molinicos, que sirvió como iglesia en la película, fueron otros escenarios que los fans recorrieron durante el fin de semana y que fueron aprovechados para grabar un cortometraje que inmortalizará la "quedada".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios