Momentos del alma

  • 'Contempla' reúne el trabajo de 35 jóvenes artistas de la Facultad de Bellas Artes en la Sala Al temple, una muestra pictórica contemporánea en torno a la abstracción

La experiencia laboral desde el campo de formación y la conexión de los estudios con el ámbito profesional son los objetivos que persigue el proyecto de innovación docente La exposición como práctica docente. Nexos con el ámbito profesional organizado por la Facultad de Bellas Artes de Granada. La iniciativa llevada a cabo por el profesor del departamento de Pintura Jesús Díaz Bucero ve la luz en una exposición en la que los alumnos son los encargados y protagonistas de crear las obras que se exponen en el espacio y de la organización del evento. Cada una de las fases o pasos que se tienen que acometer en el proceso de una exposición la experimentan de primera mano teniendo que llevar ellos mismos la voz cantante en el montaje, en el discurso expositivo, en el diseño del catálogo, en los textos e invitaciones... Todo un proyecto que implica la responsabilidad de un profesional en el mundo del arte.

Un total de 35 estudiantes de la asignatura Pintura y abstracción de la licenciatura de Bellas Artes exponen sus trabajos en la Sala Temple de Escúzar. La muestra Contempla, que celebra su carta edición, aúna piezas de gran nivel que se consolidan en el panorama artístico actual. El eje sobre el que gira la exposición es la abstracción y, a partir de ahí, se sugiere a los alumnos la búsqueda y conexión con el mundo interior para trasladar a sus trabajos las expresiones más personales y singulares vinculadas a la abstracción. Al final, el alumno desarrolla un lenguaje artístico que abre un abanico de posibilidades en el arte.

Contempla se reparte en dos muestras: la primera de ellas que estará abierta al público hasta el 19 de marzo y la segunda que se inaugurará el 29 marzo en el mismo espacio. Debido a la gran cantidad de piezas, se ha organizado en dos periodos para que todos los alumnos muestren sus creaciones. Los trabajos que se exponen son el fruto de los proyectos llevados a cabo por los estudiantes a lo largo del curso. Con independencia de su calificación y con plena libertad de expresión, se eligen las piezas más significativas de cada proyecto para incluirlas en la exposición. Como resultado, una colección de piezas en distintos soportes que desarrollan a modo personal las preocupaciones e inquietudes de sus autores.

En la primera cita se exponen las obras de dieciocho jóvenes, cuya mayoría ha escogido la pintura y la fotografía para transferir sus ideas. Este año, a diferencia de los anteriores, han sido mínimas las instalaciones y los vídeos, mientras que la fusión foto/pintura con un tono clásico y tradicional es a lo que más han recurrido los alumnos. Óleos, acrílicos y piezas de técnica mixta bien sobre lienzo o madera es lo que se puede encontrar en la muestra. Con frescura y enorme capacidad de esquematización han trasladado conceptos como el silencio, el agua, el mundo interior, la sexualidad y la maternidad. Títulos como Paisaje líquido, Momentáneo, Cero coma dos, Mi calma, Gestación, olvidos y reminiscencias responden a las curiosidades inherentes en los alumnos.

Desde un prisma actual las obras amplían el campo de visión de un lenguaje que concibe sus dimensiones más puristas en lo orgánico, lo geométrico y los límites borrosos. Se trata de simplificar en un escenario una idea, pensamiento o tránsito que se puede proyectar a través de una fusión de artes, mismamente otros lenguajes y experiencias plásticas. Como es el caso de la fotografía, que en esta edición comparte protagonismo con la pintura y se puede ver en obras como Like a rolling stone que emulsiona imágenes sobre piedras.

"Actualmente hay una intensa tendencia hacia la fusión de las técnicas en el arte", explica Bucero, "en las nuevas generaciones es notable la fuerte vinculación con las nuevas tecnologías, ya que las utilizan de una forma natural y descarada en sus creaciones"; lo que conlleva una innovación constante en la gestación de obras de arte.

La abstracción como base esencial de los trabajos que integran la muestra es un lenguaje prácticamente nuevo para los alumnos de los últimos cursos de la carrera. Jesús Díaz Bucero, profesor de la asignatura Pintura y abstracción, introduce a los jóvenes en la metodología y los medios necesarios para acercarlos a un lenguaje que no precisa de elementos figurativos, ni de una necesidad de referentes exteriores de la realidad.

Con el proyecto de innovación docente La exposición como práctica docente. Nexos con el ámbito profesional saber moverse en el ámbito artístico por centros de cultura; saber presentar una obra y distribuirla en el mercado ya no será tarea difícil para los nuevos artistas que se forman en la Facultad de Bellas Artes de Granada.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios