Pedro Pardo, premio World Press Photo, defiende la sutileza

  • El mexicano consigue el tercer reconocimiento por una foto de forenses ante un cadáver

El fotógrafo mexicano Pedro Pardo, galardonado ayer con el tercer premio del World Press Photo en la categoría Historias Contemporáneas, defiende "la sutileza de la imagen" para informar de actos violentos sin caer en el morbo.

Pardo, de 37 años, fotógrafo de la agencia de prensa francesa Afp, fue premiado por una imagen en la que aparece un grupo de forenses junto a seis cadáveres en un taxi en Acapulco, una de las ciudades donde se registra más violencia de México por las luchas entre los cárteles de la droga.

Pardo dice que esa toma formó parte de una serie en Acapulco, en la costa mexicana del Pacífico, sobre la guerra de los cárteles de las drogas, "que al enfrentarse cometen actos bárbaros de violencia". "Siempre me ha gustado la sutileza en la imagen, y es muy difícil de lograrla en escenas tan fuertes", ha explicado sobre el trabajo de los fotógrafos de México al informar sobre las frecuentes escenas sangrientas que se ven en este país.

"Es importante informar, pero no es importante alarmar en el sentido del morbo", comenta Pardo, que antes de trabajar para Afp colaboró con otras agencias internacionales, incluida Efe.

Nacido en la ciudad central de Puebla y tras doce años como fotoperiodista, Pardo califica de "alto riesgo" el ejercicio de su profesión. Con respecto a las imágenes premiadas, Pardo afirma que no recuerda muchos detalles. "Por protocolo emocional, olvido muchas cosas que vivo en las escenas violentas, y muchas veces no recuerdo detalles".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios