'Sound' autóctono... más que nunca

  • La cita con la música indie más señera del panorama nacional regresa este fin de semana con dos cabezas de cartel 100% granadinos: Los Planetas y Lori Meyers

Imagen de la presentación del festival en el Ayuntamiento. Imagen de la presentación del festival en el Ayuntamiento.

Imagen de la presentación del festival en el Ayuntamiento. / Pedro Hidalgo

Si Sevilla tiene un sabor especial, Granada tiene un sonido idiosincrásico. Haciendo la misma función que la tradicional estampa donde conviven la Alhambra, Enrique Morente, Lorca o Miguel Ríos, el indie es otra de las grandes espadas que hacen de esta ciudad una de las más importantes en el ámbito nocturno-cultural.

Seis años y más de una lección aprendida. En primer lugar: la apuesta por un género puntero como es el indie y traer a casa a dos de sus grupos más señeros como son Los Planetas y Lori Meyers en una misma edición, da sus frutos. El jugo en la sexta edición del Granada Sound se traduce en una cifra contundente, más de 9 millones de euros de recaudación en una cita que masiva que reunirá cada uno de los días -hoy y mañana- a cerca de 24.000 personas, según apuntan desde la organización.

Bandas como Sidonie, Dorian, Delafé o Grises completan el cartel de esta edición

Hoy a las 16 horas el polvo del recinto del Cortijo del Conde comenzará a cambiar de aires gracias a los saltos que decenas de miles de personas que acuden un año más a disfrutar de lo mejor del panorama alternativo nacional. Nombres como Iván Ferreiro, Sidonie, Dorian, Grises, Delafé, Polock o La Habitación Roja son ya viejos conocidos de quienes disfrutan de los festivales de verano. Grupos que son carne de cañón de contrastada fiabilidad a la hora de hacer levantar brazos y piernas en estribillos eternos como aquel 'paparapapa...tendría que reconocer que no llevo razón'.

Cuatro escenarios albergarán desde hoy los conciertos de más de 40 bandas. Serán dos principales, el Alhambra y el Negrita, un tercero llamado Underwood y como novedad, un cuarto espacio musical dedicado a la electrónica, la Carpa Dj´s Defestivales. Todo esto en un espacio realmente amplio de 28.000 metros cuadrados, donde las barras competirán en nivel de asistencia con las zonas donde retumbará la música.

El principal problema de este festival, su emplazamiento en las afueras de la ciudad, parece que ha quedado solventado desde el principio. La organización pone a disposición de los asistentes, amén de pagar 11 euros, autobuses hasta las 6 de la madrugada para ir y volver -todas las veces que se quiera- al Cortijo del Conde.

El Granada Sound tiene una amplitud que abarca toda la ciudad, no se ciñe a su espacio sino que gracias a la colaboración entre el festival y la marca Granada Ciudad del Rock más de una treintena de conciertos llegan a 14 espacios tan representativos como el pub Playmobil, el Patapalo o el bar Soria, según se explicó ayer durante la presentación del macro festival.

Además el alcalde, Paco Cuenca, quiso subrayar una vez más el carácter melómano de la ciudad y además apuntó los beneficios económicos que traen consigo este tipo de iniciativas: la ciudad estará este fin de semana al 95% de ocupación con una media de 15.000 pernoctaciones. Gracias a este festival, dijo Cuenca "Granada se convierte en la capital musical del país".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios