El veneno del blues, en la sangre

  • Después de recorrer Texas de punta a punta con su música, Guadalupe Plata llega esta noche a la sala Planta Baja para presentar en directo su primer discol Guadalupe Plata actúa esta noche en la sala Planta Baja a las 21.00 horas con The Milky Way Express como grupo invitado. Entradas: 8 / 10 euros y con ella se puede participar en el sorteo de abonos y merchandising del Azkena Rock que habrá tras en concierto en el pub Hey Hey My My.

Casi recién llegados de las pantanosas aguas que hay al otro lado del Atlántico, donde el blues suena por cada esquina y mueve a más personas que una religión, los tres músicos más 'sucios' del Sur se han topado con Granada, una ciudad en la que sí son profetas y que espera ansiosa escuchar esta noche en directo en la sala Planta Baja todas las buenas canciones que tienen cabida en su primer disco, Guadalupe Plata.

Grabado en analógico y a tres bandas -en el estudio gaditano de Paco Loco, en el de un amigo malagueño y en la 'filial' que Producciones Peligrosas tiene en La Alpujarra-, este primer disco es el resultado final de muchas horas de carretera y de una apuesta clara por un sonido muy personal "hecho con el corazón y con muchas ganas" que cada vez está enganchando a más fieles a su propuesta.

"Ahora que estoy empezando a escuchar el disco con algo de distancia me está gustando más... Es muy denso y muy lento en la primera escucha, pero poco a poco vas percibiendo detalles y te va arrastrando a su mundo", explica Pedro de Dios, cantante y guitarrista de la banda que completan Carlos Jimena a la batería y Paco Luis Martos al barreño (un contrabajo realizado a partir de un barreño metálico al que se le coloca un palo y una única cuerda).

El encargado de dar forma a la mezcla tan explosiva de ritmos y de matices que tiene la música de Guadalupe Plata ha sido Mike Mariconda, un veterano en esto de la música y que, según confiesa Jimena, ha ejercido casi también de "guía espiritual" de la banda en estos últimos tiempos. Les puso en contacto un amigo en común y el flechazo de Mariconda por la música de Guadalupe Plata fue instantáneo. Él pondrá la música a fiesta de después del concierto de esta noche, con el que el grupo se reencontrará con su ciudad después de pasos tan brillantes como el del Zaidín Rock o en el Teatro Alhambra.

Canciones como Serpiente negra, Estoy roto, Gatito, Pollo podrío, El tigre y la yedra, Veneno, Como una serpiente o Boogie de la muerte completan hasta llegar a trece la artillería de su Guadalupe Plata, que se podrá escuchar este verano en festivales como el Azkena de Bilbao, el Low Cost de Benidorm o el Sonorama de Ribera del Duero.

Y mientras sigue planeando el nuevo cruce al charco y una gira con paradas por Francia e Inglaterra, los Guadalupe tienen previsto entrar a grabar "en cuanto puedan" algunos temas con una banda de Semana Santa si Dios y todos los santos y hechiceros les pillan confesados en su intento.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios