Cultura

Málaga, ciudad del cine al aroma de las Biznagas

  • Emoción, humor y reivindicación en el punto y final

No hay Festival de Cine Español sin la gala de clausura, y sin la alfombra roja previa. El chimpún adquiere siempre un tono festivo, y ayer no fue menos. Tocaba aclamar los premios, agasajar a los ganadores y celebrar de cualquier forma que, a estas alturas, todavía se siguen haciendo películas. Desde la cuatro de la madrugada los incondicionales de turno guardaban sus puestos en los aledaños del Teatro Cervantes para cazar autógrafos, hacerse un selfie, desgañitarse, vivirlo, estar allí. Y por una alfombra roja que la lluvia decidió respetar desfilaron Miguel Ángel Silvestre, Alejo Sauras, Ana Fernández,Natalia de Molina, Kira Miró, Goya Toledo, Julio Médem, Bárbara Lennie,Cristina Brondo, Lolita Flores, Elena Furiase,Nerea Camacho, Miguel Ángel Muñoz y un muy largo etcétera.

Ya en la gala, Gonzalo de Castro condujo el asunto con eficacia y sin demasiados chistes, al grano. Pablo López y David Feito pusieron la música, mientras se veían imágenes de cuanto han dado de sí estos diez días de festival. Hubo momentos para todos los gustos, pero, evidentemente, el público local jaleó a los premiados de 321 días en Míchigan: los actores Salva Reina y Héctor Medina aprovecharon su Biznaga para reclamar la bajada del IVA cultural y recordaron los estragos cometidos a causa del 21%; y el director, Enrique García, que recogió el Premio del Público, celebró como grito de guerra que “la Biznaga se queda en Málaga”. También Paco León recibió aplausos de lo lindo, al igual que su actriz Yolanda Ramos. Se echó de menos a Juan Diego, que no vino a Málaga a recoger su Biznaga porque tenía función en Galicia, aunque mandó un vídeo de agradecimiento (no es la primera que vez el Festival de Málaga premia al actor, aunque, visto lo visto, el hombre estaba emocionado como si fuese la primera vez).

Al final, quien puso el humor fue Santiago Segura, que se mostró encantado de acudir a una gala “con tanto ritmo” y que presentó en exclusiva un teaser de la quinta entrega de Torrente. Operación Las Vegas, que se estrenará en octubre. Para entonces, la fiesta era ya, propiamente, una fiesta. Julio Médem entregó el premio a la mejor dirección a Carlos Marques-Marcet y el gran José Sacristán hizo lo propio con la Biznaga de Oro a la mejor película. La proyección de Una noche en el viejo México de Emilio Aragón convirtió la fiesta en cine. Habrá que volver a contarlo en la 18. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios