Huesca-Covirán Granada | Leb Oro

Un triunfo que se escapa

  • El equipo que dirige Pablo Pin no amarra su ventaja y caen en la segunda prórroga

  • Haws empata a falta de dos segundos del tiempo reglamentario de un partido que había dominado el conjunto nazarí durante casi 40 minutos

José Pérez intenta penetrar en la 'pintura' oscense José Pérez intenta penetrar en la 'pintura' oscense

José Pérez intenta penetrar en la 'pintura' oscense / Photographerssport (Huesca)

Al Covirán se les escapó en Huesca la tercera victoria consecutiva en un partido en el que los de Pablo Pin siempre fueron por delante en el marcador, aunque al final se les complicó y su rival consiguió forzar una primera prórroga. Luego, Pardina firmó un nuevo empate con un triple para jugarse un segundo tiempo extra en el que el cuadro local, mucho más entero, sentenció.

Con autoridad

Los granadinos salieron sin complejos y rápidamente se colocaron con ventaja (4-10, 4’). Manu Rodríguez lideró el ataque visitante bien secundado por Carlos Cobos. Se traspasó el ecuador del primer cuarto con 4-12 sin que el Huesca diera muestras de reacción. Ni el tiempo muerto solicitado por el técnico local dio sus frutos. La máxima diferencia de los nazaríes llegó hasta los once puntos (4-15), que se mantuvo hasta el final del primer acto: 7-18.

Bortolussi lucha con intensidad ante la marca de un rival. Bortolussi lucha con intensidad ante la marca de un rival.

Bortolussi lucha con intensidad ante la marca de un rival. / Photographers (Huesca)

Josep Pérez amplió la ventaja (7-20) ante el desconcierto defensivo de los oscenses. El Huesca mejoró en anotación, pero no fue suficiente, ya que el Granada supo mantener su ventaja en torno a los diez puntos (15-29, 15’). Arenas tuvo que pedir un nuevo tiempo muerto para intentar cambiar la dinámica de los suyos, tras el que dieron señales señales de vida con un Nurger muy acertado.

Un parcial de 11-0 puso a los locales a tres puntos del Covirán (26-29), que supo reaccionar al descanso: 28-35.

Reanudación

Tras el paso por los vestuarios, un triple de Sans pareció que le daba el empujón casi definitivo en el resurgir del Huesca (31-37). Pero los de Pin devolvieron la moneda con un de 0-6 (31-43). El Huesca siguió jugando con fuego sin que fuera capaz de reducir diferencias ante un Granada bien en ataque y sólido en defensa. En el tramo final del tercer acto los granadinos estuvieron en condiciones de poner el partido muy de cara (33-48), pero recibieron un 6-0 que metió a sus rivales en el choque. Aún así, los rojinegros llegaron al último acto con diez puntos de ventaja: 40-50.

Ocasión desaprovechada

Un parcial de salida de 0-4 puso el choque de cara, pero los locales volvieron a renacer cuando se pasó por el ecuador del cuarto para situarse de nuevo a siete puntos (50-57). Haws sostuvo a su equipo. Un triple Alo Marín torpedeó cualquier atisbo de reacción de los locales (50-60), pero no se vino abajo el Huesca, que con increíble un parcial de 9-0 se puso en condiciones de ganar a falta de 1’12’’ (59-60).

Alo Marín busca a un compañero al que pasar el balón Alo Marín busca a un compañero al que pasar el balón

Alo Marín busca a un compañero al que pasar el balón / Photographerssport (Huesca)

Bartolussi puso el 59-61 al anotar uno de los dos tiros libres que lanzó. Y a dos segundos para la conclusión, Haws forzó la prórroga (61-61).

Dos prórrogas

En el tiempo extra, un triple de Aukstikalnis puso por delante al Huesca (64-61). Josep Pérez equilibró de nuevo la balanza (64-64), pero la alegría del Covirán duró poco porque Haws no erró (67-64). Restaba 1’14’’. El americano elevó más la renta (69-64), pero Olmos, a 18’’, dio vida a los de Pin (69-66). Cobos puso el 69-68 a nueve segundos. Aukstikalnis anotó dos tiros libres, pero Pardina logró un triple in extremis para forzar una nueva prórroga (71-71).

Un triple de Pardina sobre la bocina forzó la segunda prórroga del encuentro

En los últimos cinco minutos el Huesca se mostró más entero y más acertado desde la línea de 6,75. A falta de dos minutos el 82-77 se antojó definitivo. Las fuerzas fallaron en el Covirán, que vio como se le había escapado un partido que bien podía habar ganado.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios