Palencia-Covirán Granada | Leb Oro

El Covirán se hace respetar en la LEB Oro

  • El equipo de Pablo Pin sorprende al Palencia uno de los gallitos de la categoría 

  • Los granadinos mandan en el marcador durante casi todo el encuentro

El Covirán sorprendió a un Palencia que partía como favorito El Covirán sorprendió a un Palencia que partía como favorito

El Covirán sorprendió a un Palencia que partía como favorito / Photographerssport (Palencia)

Sergio Olmos fue en Palencia el alma de un Coviran Granada que, aunque no tuvo ventajas amplias, fue siempre por delante en el luminoso para acabar llevándose un triunfo de prestigio en la cancha del Palencia. El pívot alicantino superó en todas las facetas a Otegui y Cvetinovic y cosió un traje a los interiores locales, que se vieron sorprendidos por un conjunto nazarí que desde la defensa desarmó a su anfitrión.

El marcador lo abrió el Covirán con un parcial 0-4 firmados precisamente por Olmos. Rápido reaccionaron los de Alejandro Martínez para empatar y, además, sacar la segunda falta a Iriarte.

Pero los granadinos, bien dirigidos por De Cobos, llegaron a situarse siete arriba, pero dos triples seguidos de los locales en el último minuto dejó el primer cuarto en un igualado 17-18.

El buen inicio de los palentinos fue cortado en seco por Bortolussi (22-23). Un triple de Harmenson puso momentáneamente por delante al Palencia, pero Corts devolvió la moneda. Fue la tónica del segundo cuarto, en el que ningún equipo logró una ventaja superior a los cuatro puntos.

Sergio Olmos, con 18 puntos, fue determinante en el triunfo del conjunto nazarí

El Covirán se mantuvo casi siempre por delante gracias a su acierto en el tiro exterior (5/10 triples al descanso) ante el que el Palencia no supo cómo responder. Aún así, el Palencia no entregó la cuchara y a base de correr e implantar su estilo empató a 29 con un contragolpe culminado por Cvetinovic (a 3’39’’ para el asueto).

Entonces volvió a aparecer en escena Olmos para liderar a los suyos. Un palmeo de Wright a falta de cinco segundos mantuvo a los rojinegros al mando en el marcador al descanso:33-35.

Mal en la reanudación

La segunda mitad comenzó con un triple de Vasturia, que después de un tiempo volvió a poner al Palencia por delante. A renglón seguido fue Gustys quien desde la pintura cerraba un parcial 5-0, que aumentó de nuevo Vasturia con otro triple, lo que obligó a Pablo Pin a pedir tiempo muerto (41-35, 23’).

Guille Rubio intenta un tiro en semigancho Guille Rubio intenta un tiro en semigancho

Guille Rubio intenta un tiro en semigancho / Photographerssport (Palencia)

Bortolussi rompió una sequía de más de cuatro minutos del Covirán, que vio como el rendimiento defensivo de Palencia había dado muestras de mejora tras la reanudación gracias al trabajo de Urko Otegui y Gustys, con Vasturia haciendo buenas ayudas en la lucha por el rebote. El Covirán dispuso de buenas situaciones debajo del aro, pero falló hasta seis tiros fáciles.

Reacción

Tan sólo Olmos jugando situaciones de poste bajó era el referente para hacer daño en forma de anotación.

Alo Marín cerró un parcial de 3-12 con el que el Covirán evitó que el Palencia se fuera en el marcador (44-47)

, que obligó a Alejandro Martínez a pedir tiempo muerto.

El propio escolta gaditano cerró el cuarto con un triple que dejó al Covirán cuatro puntos arriba: 46-50.

Seriedad

El último cuarto empezó con tres tiros libres convertidos por Hermanson tras recibir una falta en el lanzamiento de tres puntos que puso a rebufo a los locales (49-50).

Entonces, Alo Marín dio continuidad al protagonismo que cogió en el tramo final del anterior acto, tomó el mando del ataque y tras una gran penetración puso el 51-57. A falta de siete minutos, el técnico castellano decidió jugar sin bases. Prescindió de Jorge Sanz para situar a Vasturia en el puesto de uno y en la primera jugada el americano perdió la bola y Bortolussi culmino el contragolpe con una bandeja para el 54-61 que obligó al técnico isleño a pedir tiempo muerto.

Alejandro Bortolussi lanza en suspensión Alejandro Bortolussi  lanza en suspensión

Alejandro Bortolussi lanza en suspensión / Photographerssport (Palencia)

Con Urko y Cvetinovic en pista, Pablo Pin sacó a Olmos para, con sus centímetros, hacer daño a los postes del Palencia.

Aun así, el Covirán no acabó de matar el partido y en medio de la anarquía atacante de Palencia apareció el inagotable talento ofensivo de Vasturia, quien con un triple volvió a poner a los locales a rebufo (61-63, 36’) para obligar a pedir tiempo a Pin. En la vuelta a pista los granadinos buscaron una y otra vez a Olmos por dentro, que siempre ganó la batalla a Otegui y Cvetinovic.

Sentencia

El partido entró en el último minuto con 67-72 en el electrónico. Vasturia tras ganar un rebote y sacar una personal a Olmos, se fue al tiro libre y convirtió los dos para el 69-72. A renglón seguido, Olmos se redimió con una canasta muy meritoria que amplió el marcador 69-74 y dejó el partido visto para sentencia.

En el tramo final el partido entró en intercambio de personales, pero el Covirán se mostró muy seguro en la línea de personales para sellar el triunfo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios