Tenis de mesa

La localidad granadina de Baza no ejerce de talismán para la Selección española

Momento de uno de los partidos disputado en Baza.

Momento de uno de los partidos disputado en Baza. / RFETM (Baza)

La Selección Española absoluta se quedó a las puertas de firmar una espectacular remontada ante Austria en el segundo partido del Campeonato de Europa celebrado ante casi 300 aficionados que estuvieron presentes en el Pabellón Municipal de Baza. El calor de la afición bastetana logró levantar y llevar en volandas al equipo español, que correspondió con su mejor versión y rozó una épica remontada ante el combinado austriaco.

Álvaro Robles adelantó a la Selección Española haciéndose con el primer punto ante Andreas Levenko por 3-1. El español ganó 11-6 el primer parcial, y aguantó el ímpetu del joven austriaco que ganó 8-11 el segundo juego, para culminar con una contundente respuesta (11-3 y 11-6) en los dos set finales.

Veteranía

La reacción austriaca llegó en mitad del siguiente partido. Robert Gardos tiró de veteranía para lograr la remontada ante Joan Masip. El catalán ganó los dos primeros juegos (11-9 y 13-11) pero el experimentado jugador austriaco, afincado en Granada, logró hacerse con los tres siguientes parciales (10-12, 7-11 y 7-11).

En el tercer encuentro, David Serdaroglu completó la respuesta iniciada por su compañero, ganando por 1-3 a Carlos Caballero. El austriaco se adelantó 4-11 el primer juego y, pese al 11-5 del español en el segundo juego, Serdaroglu completó con autoridad la victoria (8-11 y 5-11).

Con 1-2, las esperanzas españolas estaban puestas en Álvaro Robles. El onubense saltó a la mesa para intentar equilibrar el marcador e impuso su ritmo de juego ante un veterano Robert Gardos, que poco pudo hacer ante el palista español. Robles ganó 11-8, 11-4, 9-11 y 11-7, dejando todo por decidir para el quinto y decisivo partido.

Igualdad

Masip se enfrentó a Levenko en el choque más igualado de la jornada. El catalán tuvo opciones de hacerse con el primer parcial, pero se escapó por un ajustado 14-12. También, por 7-11, el segundo fue para el austriaco. Sin embargo, la afición comenzó a elevar la temperatura del pabellón y Joan Masip se hizo con el tercer juego por 11-7. Fue en el cuarto juego donde el catalán hizo vibrar a toda la afición. Masip tiró de épica para remontar un 4-10 en contra, e igualar el marcador global (2-2) con un 14-12 espectacular. En el último juego, esta vez Levenko aprovechó su ventaja y firmó la victoria austríaca por 9-11.

Es la segunda derrota en esta fase de grupos del combinado español. En su debut, España también cayó ante Croacia por 1-3 en Vegas del Genil, y necesitará pleno de victorias en su visita a Austria y Croacia en los partidos de vuelta de la fase de grupos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios