España

La moción de censura se debatirá la misma semana del Congreso del PSOE

  • Podemos denuncia un uso partidista de las instituciones de Pastor al dilatar la fecha hasta  el 13 de junio. La iniciativa sólo cuenta con el respaldo de Compromís y, condicionado, de ERC.

Pablo Iglesias. Pablo Iglesias.

Pablo Iglesias. / EFE

Comentarios 2

La moción de censura contra Mariano Rajoy presentada por Unidos Podemos, que de momento sólo cuenta con el apoyo condicionado de ERC, se debatirá en el pleno del Congreso el próximo 13 de junio, en la misma semana en la que se celebra el 39 Congreso Federal del PSOE y el debate de Presupuestos en el Senado.

La iniciativa, presentada el pasado viernes y en la que se propone a Pablo Iglesias como presidente del Gobierno, pasó ayer el filtro de la Mesa del Congreso, que abrió un plazo de dos días, hasta mañana a las ocho de la tarde, para que los grupos puedan presentar mociones alternativas.

Se da la circunstancia de que el líder de Podemos ha ofrecido al nuevo líder del PSOE, Pedro Sánchez, retirar su moción si los socialistas presentan la suya y se acuerda un "programa alternativo conjunto" para sacar al PP del Ejecutivo, aunque de momento los socialistas guardan silencio.

La presidenta del Congreso, Ana Pastor, ha fijado la fecha del 13 de junio -martes y 13- después de hablar con los portavoces de los grupos parlamentarios; en el caso del PSOE, ha sido con el dimitido Antonio Hernando ante la falta de un sustituto. Hasta Rajoy bromeó con la fecha escogida por Pastor: "Hay que celebrar el buen humor de la presidenta", afirmó.

De momento, Pastor no ha querido adelantar cuánto podrá durar ese debate, si uno o dos días, ya que dependerá de si presentan mociones alternativas, y del tiempo que dispondrán los diferentes portavoces para defender sus posiciones. La fecha del debate no ha gustado nada a Podemos, que ha acusado a la presidenta del Congreso de un uso "partidista" de las instituciones por dilatar el pleno. Una decisión que, según Irene Montero, está en línea con la actitud del presidente del Gobierno de "mirar para otro lado y esperar a que pase la tormenta".

El partido de Iglesias señaló además que en las dos anteriores mociones de censura debatidas en democracia el plazo transcurrido desde su presentación fue de apenas una semana y consideró que una herramienta parlamentaria "urgente y excepcional" no merece ser retrasada varias semanas.

Montero aprovechó también para lanzar un mensaje al PSOE al que avisó de que si vota no estará sosteniendo al Gobierno de Mariano Rajoy. "Si se vota no, se está votando no sacar al PP del Gobierno, y eso implica sostener al Partido Popular", apuntó Montero, quien no obstante dijo que comprende que el PSOE se encuentra en un periodo de "transición" y que por ello Podemos intenta ponerle las "cosas fáciles". De momento, la moción de censura cuenta con el apoyo de Compromís, socio electoral de Unidos Podemos, y el respaldo condicionado de ERC.

El portavoz de ERC, Joan Tardá, avanzó el voto a favor de su grupo porque da por hecho el apoyo de Podemos tanto al derecho a decidir como al referéndum de independencia que los soberanistas quieren celebrar en septiembre.

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, emplazó a Podemos a "trabajar más y montar menos shows", al tiempo que se mostró convencido de que Iglesias no puede ser "alternativa" cuando es el líder que "más rechazo" genera en la sociedad española. "No estamos ante una moción constructiva ni ante una alternativa, y no estamos ante un presidenciable", subrayó.

Tampoco cree el PNV que "hoy por hoy" exista una mayoría seria y alternativa" a Mariano Rajoy y calificó de "brindis al sol" carente de sentido la iniciativa. La moción de censura de Podemos es la tercera que se va a debatir desde la llegada de la democracia, que ha vivido otras dos: contra Adolfo Suárez, en 1980, y Felipe González, en 1987, aunque ninguna acabó con éxito.

El PP dice que Iglesias "se quiere merendar al PSOE"El portavoz del PP en el Congreso, Rafael Hernando, afirmó que la moción de censura es "una payasada" y advirtió al Partido Socialista que Pablo Iglesias "quiere merendarse al PSOE y quedarse con su electorado", por lo que espera que el secretario general socialista, Pedro Sánchez, "arregle sus problemas, no practique cainismo interno y defina cuál es el papel" de su partido.

En una rueda de prensa celebrada en el Parlamento vasco tras mantener un encuentro con el grupo del PP, Hernando insistió en pedir a Podemos que retire la moción porque "todo el mundo sabe que el objetivo de Pablo Iglesias era tener presencia en el debate de las primarias" y señaló que la manifestación del pasado sábado en Madrid para apoyarla fue "un clarísimo fracaso".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios