Granada

Biothecare da la bienvenida a 2011 con siete nuevos centros

  • La firma granadina de estética integral ha inaugurado cinco nuevas franquicias en España y otras dos en Portugal

2010 fue un buen año para la franquicia granadina Biothecare Estétika, que consiguió 'colarse' entre las cien enseñas más importantes de toda España, y 2011 promete seguir sus pasos. Al menos si durante los próximos once meses la empresa granadina obtiene resultados similares a los cosechados en lo que va de año. Según informó ayer la consultora Tormo & Asociados, Biothecare ha comenzado el año con la apertura de siete nuevos centros, cinco de ellos en España y dos en Portugal.

En apenas un mes, la franquicia granadina de centros especializados en estética integral ha puesto en marcha tres nuevos centros en la provincia: uno en la Avenida de Dílar, otro en la calle Poeta Manuel de Góngora y un tercero en la Avenida de Poniente, en el municipio de Armilla. Estas nuevas aperturas elevan a ocho las sucursales de Biothecare Estétika en su provincia de origen.

Las siete inauguraciones de enero no serán las únicas de 2011. La empresa asegura que con esta estrategia, "la firma ratifica su posicionamiento en uno de los sectores más competitivos a nivel nacional, gracias a un fuerte plan de expansión que le llevará a finalizar el año con una red cercana a los 200 puntos de venta".

Con estas perspectivas, los responsables de Biothecare Estétika afrontan el ejercicio "de manera optimista" y confían en que 2011 sea el año de la consolidación de la franquicia granadina a nivel nacional.

Aunque los esfuerzos también se focalizarán hacia el extranjero. Fuera de las fronteras españolas, Biothecare Estétika tiene previsto continuar su crecimiento en los países en los que ya está presente y con la llegada a nuevos mercados foráneos donde la compañía ya ha localizado una gran oportunidad de negocio como Reino Unido, Italia, México, Colombia, Portugal y Estados Unidos.

Desde Tormo & Asociados señalan que la enseña granadina ha logrado posicionarse entre las primeras del sector estético en España gracias a un modelo de negocio que ha sabido adaptarse tanto a las necesidades del cliente final como a las expectativas del franquiciado. La receta del éxito de la cadena de origen granadino se basa en la disponibilidad de los últimos tratamientos estéticos a unos precios con los que es muy difícil competir. De cara a la inversión, la enseña ha establecido varios niveles de franquicias para ajustarse a las necesidades del franquiciado, de manera que en función del capital disponible y de los servicios que quiera aportar, el interesado dispone de tres modelos de negocio que oscilan entre los 12.000 y los 35.000 euros.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios