Cae uno de los principales clanes de tráfico de marihuana en Granada Operación Rabit: jaque a los ‘reyes de la marihuana’ en la zona Norte

  • Se ha detenido a 15 personas e investigado a otras seis que blanquearon más de 4 millones de euros

  • Más de 80 cuentas bancarias han sido bloqueadas y se han embargado 40 viviendas así como medio centenar de vehículos de media y alta gama

Imagen de archivo de una plantación de marihuana desmantelada por la Policía Nacional. Imagen de archivo de una plantación de marihuana desmantelada por la Policía Nacional.

Imagen de archivo de una plantación de marihuana desmantelada por la Policía Nacional. / G .H.

Coches de alta gama, viviendas de lujo, múltiples propiedades, viajes turísticos que muy pocos pueden permitirse... Toda una vida llena de privilegios que se 'justificaban' con los beneficios de supuestos negocios familiares. Así vivía la 'familia real' de la zona Norte –21 miembros de la misma han sido investigados–, uno de los principales clanes dedicados al tráfico de marihuana en Granada al que la Policía Nacional, en una operación conjunta desarrollada junto al Servicio de Vigilancia Aduanera de la Agencia Tributaria, ha conseguido hacerle jaque tras comprobar que habían blanqueado más de 4 millones de euros.

En enero del pasado 2018, en el marco de las investigaciones relativas a la lucha contra el tráfico de drogas, agentes de la UDEF se percataron de que en el 'mundo' de la marihuana, "habían irrumpido organizaciones criminales que estaban dando otro matiz a las plantaciones". Así lo indicó este martes el comisario provincial de Policía Nacional de Granada, Jorge Infantes, que matizó que esta nueva faceta, basada en el blanqueo de capitales, obligó a los agentes a crear un grupo de trabajo con la Agencia Tributaria para "localizar patrimonios ocultos y determinar la posible existencia de delitos de capitales relacionados con la lucha contra el narcotráfico".

De este modo los investigadores llegaron hasta la que podría considerarse la 'familia real' de la marihuana, un clan perfectamente jerarquizado para cultivar y distribuir marihuana, así como para blanquear el dinero –al menos 4 millones de euros– que obtenían de la droga a través de diversas empresas.

Creaban contratos ficticios a través de empresas para justificar los ingresos procedentes de la venta de droga

Esta organización familiar tenía las tareas muy bien definidas: los escalones más bajos se encargaban de prestar auxilio a los superiores con instrumentos jurídicos, documentales e infraestructuras con las que poder justificar sus ingresos. En concreto, se encargaban de "empresas que daban de alta a determinados miembros del grupo con el fin de dotarlos de una relación laboral ficticia para que así tuvieran de un supuesto sueldo" que no era otro que el dinero procedente del tráfico de la droga.

Sin embargo, esta no era la única forma que este clan familiar, el cual instalaba sus plantaciones en infraviviendas de la zona Norte que constantemente cambiaban de titularidad para evitar ser pillados, tenía para blanquear el dinero. Y es que para ello "fueron adquiriendo numerosos inmuebles en las provincias de Granada, Málaga y Almería, así como fincas en polígonos donde habían edificado viviendas de lujo", así como vehículos de media y alta gama, transacciones para las que se valían de "créditos hipotecarios y amortizaciones anticipadas de crédito para así blanquear el dinero ilícito", como detalló el comisario provincial.

El comisario provincia, la subdelegada del Gobierno y el jefe de Brigada de Policía Judicial. El comisario provincia, la subdelegada del Gobierno y el jefe de Brigada de Policía Judicial.

El comisario provincia, la subdelegada del Gobierno y el jefe de Brigada de Policía Judicial. / Álex Cámara

Pese a ello, los gastos seguían siendo desmesurados en relación a las cuantías que iban declarando, por lo que finalmente los agentes consiguieron descubrir la trama que había detrás de este clan familiar.

Tal y como anunció la subdelegada del Gobierno en Granada en funciones, Inmaculada López Calahorro, que acompañó al comisario provincial y al jefe de Brigada de Policía Judicial, José Tendero, durante la presentación de resultados de esta operación, el blanqueo de capital "supera los 4 millones de euros; se ha investigado a 21 personas –la gran mayoría con antecedentes penales por hechos similares–, de las que 15 han sido en calidad de detenidas; se han bloqueado más de 80 cuentas bancarias –concretamente han sido 83– y se ha efectuado el embargo preventivo de 40 bienes inmuebles y 50 vehículos".

Asimismo, también se confirmó que continúan con las diligencias para esclarecer "de forma plena" estos hechos, a través del estudio y análisis de las posiciones bancarias, así como de "otros hechos delictivos precedentes" al blanqueo de capitales, como sería el cultivo y tráfico de droga. En concreto, esta parte de la investigación está dirigida por el Juzgado de Instrucción 8 de Granada.

Los 21 implicados son del mismo clan familiar y llevaban una vida llena de lujos y privilegios

Según manifestó el comisario provincial, "no hemos llegado a cuantificar todavía el total de la incautación porque estamos hablando de una operación que empezó en enero del año pasado" y en la que se han desmantelado diversas plantaciones de marihuana a lo largo de todos estos meses. Si bien, lo que sí afirmó Infantes es que "ninguna de las personas investigadas es menor de edad", al igual que tampoco se incautaron de armas de fuego durante el operativo.

De este modo, se ha desmantelado uno de los principales clanes de marihuana que se encontraba asentado en la zona Norte, uno de los puntos críticos del cultivo y venta de esta droga en Granada.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios