Enseñanza superior

Internacional Doctoral Summer School, una experiencia de éxito en la educación 'online' de calidad

  • Las clases del proyecto de la Escuela de Posgrado de la UGR se han desarrollado de manera presencial, semipresencial y a distancia

  • Es la primera vez que se experimenta en la Universidad de Granada con el triple formato

La II edición de la Internacional Doctoral Summer School muestra una alternativa educativa La II edición de la Internacional Doctoral Summer School muestra una alternativa educativa

La II edición de la Internacional Doctoral Summer School muestra una alternativa educativa / Escuela Doctoral UGR (Granada)

El curso universitario comienza y el coronavirus está azotando a todos los sectores sin excepción. Septiembre está repleto de incertidumbre por saber no sólo cómo empieza el periodo lectivo sino cómo se acabarán desarrollando las clases en las diferentes facultades de la Universidad de Granada tras los primeros pasos dados en la enseñanza obligatoria con cierre de aulas y centros. En la II edición de la International Doctoral Summer School han demostrado que es posible dar clases de calidad compaginando la docencia presencial, semipresencial y a distancia. La tecnología ha sido clave para la realización de este curso intensivo llevado a cabo estas dos últimas semanas. 

La Universidad de Granada junto con la Asociación Española de Teoría de la Literatura (ASETEL) han reunido a estudiantes y profesores expertos en comunicación audiovisual, periodismo y literatura tales como Mike Bal, especialista en semiótica, feminismo y narratología; Remedios Zafra, ensayista feminista; Bill Nichols, de cine documental; o Arnau Gifreu, profesor experto en la creación de webdoc y colaborador en el proyecto que lleva a cabo Domingo Sánchez-Mesa, director de ASETEL, sobre narrativas transmediales. 

Durante estos quince días, el alumnado, tanto de manera presencial como a través de una pantalla, han podido asistir a clases, talleres y conferencias magistrales de la mano de diferentes especialistas en el sector audiovisual y de las letras gracias al proyecto impulsado, en concreto, por la Escuela de Doctorado en Humanidades y Ciencias Sociales. 

El programa ha sido muy variado, aunque el tema principal ha sido “la relación existente entre la realidad y la ficción en los diferentes géneros audiovisuales que más preocupan tanto al alumnado como al profesorado”, explica el profesor Domingo Sánchez-Mesa, director de ASETEL, tras recordar que, en los tiempos que corren, es necesario conocer las características de los mensajes mediáticos: “Los ciudadanos no tenemos un acceso directo a la realidad, es lo que nos cuentan”. 

Primera actividad en triple formato

Ante la situación tan excepcional que estamos viviendo, la dirección del curso ha tenido que buscar otros formatos para poder desarrollar todas las actividades programadas con la mayor normalidad posible. 

“El alumnado ha presentado sus tesis doctorales de manera online o presencial ante un profesorado que no siempre estaba en la sala de manera física”, narra el director de ASETEL: “No ha sido fácil, pero ha sido apasionante poder mezclar tantas disciplinas. Algunos profesores nunca habían trabajado de esta manera”. 

El alumnado de la Escuela Doctoral recibiendo la conferencia de Bill Nichols, teórico y fundador del estudio contemporáneo de cine documental El alumnado de la Escuela Doctoral recibiendo la conferencia de Bill Nichols, teórico y fundador del estudio contemporáneo de cine documental

El alumnado de la Escuela Doctoral recibiendo la conferencia de Bill Nichols, teórico y fundador del estudio contemporáneo de cine documental / Escuela Doctoral UGR (Granada)

Sánchez-Mesa se muestra muy satisfecho con el resultado obtenido tras la preparación, testeo y experimentación antes de cada sesión. “Hemos cuidado al máximo los detalles técnicos que demuestran que este tipo de iniciativas se pueden hacer siempre y cuando consigas dar con la fórmula que te permita combinar la presencialidad con la virtualidad”, asegura. 

El claro ejemplo de este esfuerzo lo encontramos en una de las actividades llevadas a cabo en el Carmen de la Victoria. Alumnos y profesores podían tener pequeñas tutorías rotativas de 10 minutos: “Es un ejercicio de combinatoria, parecido al juego de las sillas”, cuenta el catedrático de Literatura. Igualmente ha querido remarcar que este año ha supuesto un reto, ya que, “aunque todos estábamos allí, algunos lo hacían de manera virtual para reformar la propuesta del triple formato". 

El futuro de la educación universitaria

Bill Nichols y Domingo Sánchez-Mesa, director de ASETEL, conectados gracias al uso de las multiplataformas Bill Nichols y Domingo Sánchez-Mesa, director de ASETEL, conectados gracias al uso de las multiplataformas

Bill Nichols y Domingo Sánchez-Mesa, director de ASETEL, conectados gracias al uso de las multiplataformas / Escuela Doctoral UGR (Granada)

Este curso, la UGR ha dejado que cada facultad decida la manera de impartir la docencia. Sobre esta flexibilidad, Sánchez-Mesa invita a la reflexión sobre la manera de dar clase en tiempos de pandemia: “La clave está en el ratio de alumnos. Es mejor trabajar con grupos pequeños para que se produzca un intercambio de información como una sola unidad”. 

El debate sobre si el formato llevado a cabo durante estos días podría ser válido para el resto del año académico está sobre la mesa. “Parece que los modelos de enseñanza a distancia han llegado para quedarse”, sostiene el director de ASETEL. A pesar de ello, ha insistido en la necesidad de ir a clase de manera presencial: “La universidad como la conocemos puede sufrir transformaciones y corre el riesgo de perder su identidad. Pienso que para los estudiantes es beneficioso ir a clase, que se relacionen, creen vínculos y círculos de amistades”. Un desafío que no es incompatible con el uso de la tecnología en las aulas como vía para “mejorar como educadores”

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios