Contenido ofrecido por Caja Rural

Caja Rural Granada lanza un mensaje de seguridad y confianza a sus clientes con su nueva campaña de imagen

  • “Más que una campaña publicitaria, proclamamos nuestra manera de ser”, señala José Aurelio Hernández, director de Negocio de la entidad

Actual imagen de la sede central de Caja Rural Granada.

Actual imagen de la sede central de Caja Rural Granada.

Seguridad, tranquilidad y confianza es lo que ofrece Caja Rural Granada a sus clientes de toda la vida y a los nuevos que se decidan a formar parte de la entidad. A todos ellos pretende hacerles sentir “como en casa”. Esta similitud entre casa y Caja es el eje principal sobre el que gira la nueva campaña de imagen de la cooperativa de crédito granadina.

“Con esta acción pretendemos poner de manifiesto nuestro carácter diferenciador. Caja Rural Granada, desde su origen, ha sido fiel a sus valores de cercanía con el cliente y compromiso con la tierra y esto, junto con una fortaleza financiera demostrada y nuestro carácter cooperativo, es lo que nos hace ser diferentes. Más que una campaña publicitaria proclamamos nuestra manera de ser”, comenta José Aurelio Hernández, director de Negocio de la entidad.

Compromiso y unión

Esa tranquilidad que ofrece Caja Rural Granada es el fruto de una trayectoria de más de medio siglo de experiencia en el que ha crecido y ha forjado unos estrechos lazos de compromiso y unión con el territorio. La entidad acaba de cumplir 50 años con unas ratios de solvencia y liquidez excelentes, situadas muy por encima de la media del sector financiero, lo que la convierten en una de las entidades más solventes de nuestro país. Las cifras así lo reflejan, cerrando el año 2020 con una ratio de un 21,1% de solvencia, frente al 12,5% de la media española, según datos de la EBA, Autoridad Bancaria Europea. Además, como cooperativa de crédito, destina sus beneficios tanto a su obra social como a reservas para seguir fortaleciéndose.

Gestión eficiente

La confianza es el resultado de una gestión eficiente que ha hecho crecer a la entidad a paso firme y seguro, expandiéndose en un primer momento en la provincia de Granada y, posteriormente, en Málaga, Almería, Madrid y en los últimos años en Lorca y Jerez de la Frontera. Esta expansión se ha realizado de manera lenta y segura, de forma que el pasado ejercicio la Caja cerró con una ratio de liquidez del 125,6% frente al 95,6% de la media española.

Los clientes de la entidad corroboran esta valoración según la encuesta realizada por Likeit para el Grupo Caja Rural sobre la atención recibida en sus oficinas, con una calificación en 2020 sobresaliente, de 9,36 sobre 10.

Seguridad y compromiso

Estas son algunas razones por las que los nuevos clientes de Caja Rural Granada se sentirán “como en su casa”, porque los consumidores cada vez son más exigentes y están más comprometidos con empresas que se sustentan en principios y valores como los de la cooperativa de crédito preocupada por cuidar el medio ambiente, atender las necesidades de personas con dificultades, fomentar la investigación, la cultura, el deporte e invertir parte de sus beneficios en atender necesidades de la población de los territorios donde está implantada.

A la vez que se sustenta en estos principios solidarios, Caja Rural Granada mantiene un firme compromiso con sus socios y clientes a los que intenta ofrecer cada día un servicio de mayor calidad y muestra de ello, son las diversas certificaciones de calidad que posee.