Granada

El nuevo coche-policía con cámara multará a los vehículos mal aparcados

  • Empezará a funcionar hoy, pero solo serán válidas las multas a partir del 1 de febrero

Comentarios 1

La Policía Local de Granada tiene un nuevo aliado para detectar a los coches mal aparcados. A partir de hoy recorrerá las calles de la ciudad un coche equipado con cámara de grabación que de un solo barrido puede detectar a todos los vehículos infractores.

El vehículo no tiene los distintivos de la Policía Local pero tampoco va camuflado, pues las cámaras serán perfectamente visibles en el exterior. No está equipado con radar para controlar la velocidad de los coches en movimiento porque, según explicó la concejal de Movilidad, Telesfora Ruiz, el único objetivo por el momento es perseguir las infracciones de aparcamiento.

En un primer momento este coche solo se va a centrar en detectar los aparcamientos en doble fila, pero más adelante se multará a los coches no autorizados en estacionamientos de paradas de autobús, carga y descarga, minusválidos o en zonas peatonales, como las aceras.

El vehículo policial comenzará a hacer sus rondas hoy, pero el Ayuntamiento ha previsto un periodo de moratoria para comenzar a multar de verdad. Es decir, el coche comenzará su actividad con normalidad, detectará a los infractores y se pondrán las multas, pero el expediente será archivado automáticamente y al ciudadano lo que le va a llegar es una carta en la que se le advierte de la infracción cometida y de la sanción que le correspondería, aunque no tendrá que abonarla por estar en ese periodo de gracia especial que terminará el 31 de enero de 2014. Al día siguiente las multas serán de verdad.

El coche por sí solo simplemente reconoce las matrículas y toma las imágenes en color de los vehículos infractores. Será el agente de Policía que va dentro del coche el que tiene que validar esa infracción y poner la multa.

La concejal de Movilidad aseguró que el municipio no pretende utilizar esta nueva herramienta tecnológica para "ir a la caza de cualquier persona que momentáneamente aparca mal". Por eso, indicó Ruiz, "tendrán una oportunidad si sólo es un momentillo".

El funcionamiento previsto es que el coche haga una primera pasada por una zona, en la que detecta las infracciones. Después de un rato el vehículo volverá por ese mismo lugar y solo se multará entonces a los coches que se mantienen mal aparcados en las dos pasadas de la cámara.

El sistema también permitirá a la Policía realizar la tarea de identificación inmediata de vehículos "buscados". Estos son los que están registrados por robo, por no tener seguro o no haber pasado la ITV. Cada vez que se detecte una matrícula el sistema la comparará con los datos de la lista de coches buscados que se encuentre en la base de datos municipal y al agente le llegará el mensaje correspondiente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios