Turismo

Los miradores del Albaicín de Granada ofrecerán una experiencia interactiva a sus visitantes

  • El Plan Turístico de Grandes Ciudades de Granada posibilitará que se instalen en estos enclaves máquinas reproductoras de sonidos y olores típicos de este barrio granadino

Varios turistas observan el atardecer desde el Mirador de San Nicolás de Granada. Varios turistas observan el atardecer desde el Mirador de San Nicolás de Granada.

Varios turistas observan el atardecer desde el Mirador de San Nicolás de Granada. / Antonio L. Juárez/Photographerssports

Vistas, sonido ambiente y olores de la zona. En definitiva, una experiencia interactiva con la que deleitarse mientras uno se enamora de las vistas de la ciudad. El Plan Turístico de Grandes Ciudades de Granada posibilitará que miradores del Albaicín puedan contar con dispositivos en que los turistas puedan escuchar sonidos que reproducen los de los pájaros del entorno u otros elementos naturales, así como olores característicos que puedan intensificar su visita.

El delegado de Turismo, Regeneración, Justicia y Administración Local de la Junta en Granada, Gustavo Rodríguez, en una entrevista, señaló que el Ayuntamiento de la capital, con el que la Administración autonómica cofinancia el plan –que cuenta con un presupuesto de diez millones de euros– es el "ejecutor" de las 15 acciones de refuerzo del destino turístico que se van a ir poniendo en marcha.

Incidiendo en la importancia que para el destino tendrán estas acciones, Gustavo Rodríguez hizo hincapié en aquellas relacionadas con la digitalización o la información turística cuyo objetivo es, en última instancia, contribuir a un modelo que no sea el de la masificación.

"El Albaicín masificado deja de ser bonito", indicó Rodríguez, tras detallar que, entre los proyectos que contempla el plan, están los relativos a los miradores de este barrio declarado Patrimonio Mundial por la Unesco.

Las rutas de los miradores del Albaicín estarán digitalizadas para que en los distintos puntos donde se establezcan equipamientos, conforme contemple las vistas del barrio, el visitante pueda conocer su historia y lo "que está viendo".

A ello unirá una intensificación de lo que "está oliendo o escuchando" con el perfume del azahar, los sonidos de aves que anidan en el entorno de enclaves como el mirador de San Nicolás, u otros elementos naturales a través de dispositivos auditivos y olfativos. También habrá una potenciación de las oficinas de información turística virtuales.

Para el delegado, "es momento de analizar y estudiar cómo se puede evitar, generando un turismo de calidad, y respetuoso con el medio ambiente" que Granada pudiera llegar a "la masificación turística que han sufrido Venecia o Barcelona".

Rodríguez apostó por aprovechar el "parón" que ha provocado el coronavirus para corregir "aquello que no funcionaba" en el modelo turístico que ha regido hasta ahora, pues afirmó que si una ciudad "pueden verla 2,8 millones no pueden ser cuatro millones". Es importante, ha concluido, no "morir de éxito" y ha puesto el ejemplo de Venecia, que, a su parecer, "ha estado a punto".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios