Granada

La última fase del centro de salud de Bola de Oro pone fin a años de promesas

  • Comienzan los trabajos previos para un espacio sanitario que dará cobertura médica a más de 16.000 granadinos

Estado actual de las obras del centro de Bola de Oro. Estado actual de las obras del centro de Bola de Oro.

Estado actual de las obras del centro de Bola de Oro. / álex cámara

Esta semana han dado comienzo los trabajos previos para acometer la última fase de construcción del que será el nuevo centro de salud Bola de Oro de Granada, que debía estar funcionando desde 2012. Las obras, con una inversión total superior a los 1,4 millones de euros, se llevarán a cabo sobre una superficie de 1.500 metros cuadrados distribuidos en forma de 'U' y tres alturas; en concreto, sótano, planta baja y primera, según informa la Junta.

Los labores de finalización del centro han sido adjudicados a la empresa Añil Servicios, Ingeniería y Obras, S.A.U. por importe de 1,4 millones de euros, estando previsto un plazo de ejecución de ocho meses desde el inicio de los trabajos. Además, la dirección de obra, dirección de ejecución y coordinación en materia de seguridad y salud han sido adjudicadas a la empresa Elap Arquitectos Ingenieros, SLP, por un importe aproximado de 60.000 euros.

La Junta indica que, desde el Gobierno andaluz, siempre se ha mantenido como objetivo la materialización de esta infraestructura, "como lo demuestra el inicio de las actuaciones en estos días". Este centro dará servicio a una población aproximada de 16.000 habitantes y, una vez comience a funcionar, vendrá a mejorar de forma notable el dispositivo de asistencia primaria ahora existente, según sostiene la Junta. En la actualidad, los residentes de esta zona de Granada reciben atención sanitaria en los centros de salud de Mirasierra y Góngora.

El futuro centro de salud de Bola de Oro, cuya estructura se alza ya en toda su dimensión, contará con diez consultas médicas y de enfermería, una consulta de usos polivalentes para el área de adultos, dos consultas de pediatría, seis boxes de diagnósticos, consulta de extracciones, área de cirugía menor con dos consultas y una sala de espera propia, área de educación sanitaria y todos los servicios de apoyo para la adecuada gestión, administración y dirección del centro. Además, incorporará un aseo pediátrico y una sala de lactancia perfectamente separado del resto de las instalaciones.

El diseño del centro se realizó pensando expresamente en las necesidades de los pacientes y de sus familiares y atendiendo a términos de confort para el desarrollo y gestión del trabajo. En este sentido, la planta baja acogerá en su parte central el área de atención al usuario, ascensores, aseos, mientras que la parte derecha será ocupada por la zona de pediatría y educación sanitaria.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios