Granada CF

60 años de la gesta de la final de Copa

  • El 21 de junio de 1959 los rojiblancos disputaron la final frente al FC Barcelona en el Santiago Bernabéu.

Afición del Granada CF en las gradas del Bernabéu en la final de Copa. Afición del Granada CF en las gradas del Bernabéu en la final de Copa.

Afición del Granada CF en las gradas del Bernabéu en la final de Copa. / Granada Hoy

Bajo el éxito del regreso a Primera División alcanzado hace escasas semanas en Mallorca, ayer se cumplieron 60 años de la disputa de la final de Copa del Rey (denominada del Generalísimo entonces) por parte del Granada CF en el Santiago Bernabéu frente al FC Barcelona.

El 21 de junio de 1959 los rojiblancos disputaron su única final hasta la fecha del torneo por eliminatorias en España. Sin duda se trata de la mayor gesta que el club nazarí ha podido lograr, pese al resultado obtenido frente al FC Barcelona (4-1), a la postre club con mayor número de Copas en sus vitrinas. Entrenado por Jeno Kalmar, el Granada fue la revelación de la competición tras superar cuatro rondas para plantarse en la final, lo que supuso una auténtica revolución en la ciudad.

El primer rival de la competición en dieciseisavos de final fue el Elche, a quien logró superar por un resultado global de 9-6. Porque en la ida disputada en Los Cármenes los rojiblancos vencieron 8-1, lo que no arrugó a unos ilicitanos que cerca estuvieron de darle la vuelta a la eliminatoria en su campo, después de imponerse por 5-1.

La ronda de octavos de final deparó un derbi andaluz frente al Cádiz, pero el partido de ida, también en Los Cármenes, sirvió para encarrilar la eliminatoria. No en vano, los de Kalmar golearon 6-0 a los gaditanos, quienes también perdieron el choque de vuelta por 3-4, lo que les hizo caer eliminados ante los rojiblancos.

En cuartos tocó el primer viaje a Madrid, ya que el bombo emparejó al Granada con el Plus Ultra. Los dos partidos cayeron del lado granadinista con resultados claros: 1-4 en Madrid y 3-1 en Los Cármenes, lo que significó la clasificación para las semifinales, donde esperaba el Valencia, conjunto claramente favorito y que en la ronda previa había eliminado al Atlético de Madrid con un global de 5-2.

Madrid fue por segunda vez escenario previo a la gran final para los rojiblancos, ya que tanto en la ida como en la vuelta el equipo local venció por 1-0 (primero en Los Cármenes y después en Valencia). Los rojiblancos lograron superar a los ché por 3-1 en el partido de desempate, lo que movilizó a miles de seguidores rojiblancos para viajar a la gran final en el Bernabéu.

Piris, Becerril, Vicente, Larrabeiti, Ramoní, Pellejero, Vázquez, Carranza, Loren, Benavidez y Arsenio fue el once que disputó la gran final frente al FC Barcelona de Luis Suárez, quien fuera nombrado Balón de Oro un año más tarde, en 1960.

Con miles de granadinos en las gradas del Santiago Bernabéu llegados en tren o por carretera (olvídense de las próximas comodidas del AVE que llega a Granada o las flamante A-4 actual que cruza la Mancha), los rojiblancos poco pudieron hacer frente al coloso blaugrana. Y es que Eulogio Martínez adelantó a los catalanes a los tres minutos de partido, poniendo Kocsis media sentencia siete minutos más tarde. Sólo Arsenio dio algo de opciones a los nazaríes con su tanto en el 57’, aunque los campeones de liga sentenciaron en el 69’ y 76’ con dos tantos más obra de Tejada y Kocsis.

60 años después el Granada CF abrirá en apenas tres semanas una nueva etapa en la máxima categoría. Quien sabe si el crecimiento prometido por parte de Jiang Lizhang hace repetir una gesta como la de entonces...

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios