Granada CF

De ser el tapado a destaparse del todo

  • Los rojiblancos han pasado de ser un equipo que no hacía ruido a convertirse en el mejor de la categoría

Los rojiblancos Martínez, Rui Silva y Germán celebran el triunfo en La Romareda. Los rojiblancos Martínez, Rui Silva y Germán celebran el triunfo en La Romareda.

Los rojiblancos Martínez, Rui Silva y Germán celebran el triunfo en La Romareda. / agencia lof

Me dijo este verano un miembro de la entidad rojiblanca que este año, pese a que se hablaba poco del Granada CF como uno de los candidatos al ascenso, podría ser el del salto de categoría. Que ir de tapado puede ser bueno pues se había contratado a un técnico preparado, había jugadores comprometidos y sin hacer ruido seguro que se quedaba entre los ocho primeros clasificados. Y hasta el momento, no va desencaminado dicho componente. Ir de tapado siempre es bueno. No se focaliza la atención de manera tan clara sobre los jugadores, que tienen mucha menos presión pues en principio el objetivo no es tan ambicioso como el de otros equipos. Pero las jornadas pasan y los que suelen ir de tapados se suelen destapar simplemente por puro rendimiento.

Es lo que le está ocurriendo al conjunto de Diego Martínez, que ofreció una gran imagen en La Romareda y poco a poco comienza a destaparse ante el resto de integrantes de la categoría. Sin hacer excesivo ruido ya comanda la clasificación en solitario, tiene el zurrón, como le suele gustar al técnico, cada vez más lleno y esos puntos ya no hay quien se los quite. La afición comienza a ilusionarse un año más. Pero la experiencia dice que la euforia no es la mejor compañera de viaje. No hay que irse muy lejos para comprobarlo. Y es que hace justo un año tras empatar ante Osasuna se accedió al liderato. Pero únicamente duró una jornada, pues al domingo siguiente y en horario matinal (a la misma hora a la que jugarán los rojiblancos ante el Numancia) se cayó ante el Sevilla Atlético y nunca más se volvió a ocupar un puesto de ascenso directo a Primera División. Una situación que los rojiblancos no quieren que se vuelva a repetir.

Todo sale

Las sensaciones son este curso muy distintas porque las expectativas no son iguales. Pero también se venía hace un año de empatar en El Sadar haciendo un gran encuentro y todo se torció desde entonces. Lo cierto es que a día de hoy todo cuanto intenta Diego Martínez le sale. Sentó a Fede Vico sorpresivamente para dar entrada a Pozo en su momento y nadie le puede achacar nada pues los resultados ahí están. El domingo mandó al banquillo a Antonio Puertas, el máximo goleador del equipo, y nadie lo echó en falta. Si juega Quini tampoco se nota y arriba Rodri y Adrián Ramos siempre cumplen con un trabajo oscuro que ayuda mucho a los medias puntas aunque no ven puerta desde hace cinco y nueve jornadas respectivamente. Es tal el buen momento de los rojiblancos que nadie se acuerda de la escasez anotadora de los dos hombres llamados a finalizar las ocasiones de gol. Aunque si el Granada CF estuviera en puestos de descenso como el Zaragoza, las críticas serían muy duras sobre ambos jugadores. Pero así es el fútbol.

El pinganillo

Pocos técnicos han pasado por la entidad granadinista que sean tan supersticiosos como Lucas Alcaraz. El preparador, en su vuelta a los banquillos, ha apostado esta campaña por comunicarse con un miembro de su cuerpo técnico por un pinganillo naranja, poco discreto, por cierto. Lo estrenó ante el Elche con derrota por 2-0 y lo empleó también ante su ex equipo. Eran muchas las ocasiones que se le veía hablar solo, aunque en realidad charlaba con un ayudante. Pero terminó la primera mitad con 0-2 en el marcador (mismo resultado que en Elche) y, tras el descanso, el pinganillo desapareció. ¿Superstición? ¿O no había nada que arreglar?

Lo merecen

Se espera un gran ambiente, si el tiempo lo permite, el domingo en Los Cármenes. Los jugadores lo merecen y el rendimiento en casa está siendo como para acudir y disfrutar. Jugar en La Romareda ante casi 20.000 espectadores no amedrentó a los de Martínez, que quiere que sus jugadores vivan el ambiente de las grandes citas en Los Cármenes. Los fieles siempre acuden, pero ya va siendo hora de que los que no apostaron por este equipo a inicio de temporada acudan a la instalación del Zaidín y le den una oportunidad. A buen seguro que serán bienvenidos...y las arcas del club lo agradecerán.

Jornada ideal

Pero no sólo venció el primer equipo. Y es que a nivel deportivo, los responsables de la entidad no pueden estar más satisfechos. El Recreativo logró un triunfo de esos que hacen coger confianza. Venció en La Condomina ante el Real Murcia rompiendo su carácter de invicto tras diez jornadas sin perder. También ganó a domicilio el conjunto femenino. Lo hizo goleando a domicilio a La Rambla y aprovechó el empate del Santa Teresa para volver a ocupar el liderato en solitario. Por último, el juvenil sigue con su excelente trayectoria como local. El conjunto entrenado por Rubén Torrecilla es el único que no ha perdido ni un punto en casa, ganando sus seis citas en las que tan sólo han encajado un tanto ante su público. Trayectoria con pocos peros hasta el momento de los principales equipos de la entidad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios