Granada CF Los inicios de año no le sientan bien al Granada

  • El equipo rojiblanco ha perdido su primer partido del año en seis de las siete últimas temporadas

Kunde, durante el partido que el Granada perdió en Cádiz (1-0) al inicio de 2018 Kunde, durante el partido que el Granada perdió en Cádiz (1-0) al inicio de 2018

Kunde, durante el partido que el Granada perdió en Cádiz (1-0) al inicio de 2018 / Diario de Cádiz

Los principios de año no se le dan bien al Granada CF, al menos en la última década. Al equipo rojiblanco se le suelen atragantar los polvorones, viene más a menudo de lo deseable con resaca navideña y se lleva un sopapo importante como bienvenida al cambio de almanaque.

Los números no engañan. Y dicen que el Granada ha perdido su primer partido del año en siete de las nueve últimas temporadas. Ojalá que sea hasta viernes. El primer deseo para 2019 es que los Diego Martínez ganen al Albacete y mejoren esta estadística negativa en el reencuentro de la competición oficial post uvas.

Desde 2012 para acá, en los siete años más recientes, sólo una vez fue capaz el Granada de imponerse a su rival en su primer partido del año. Fue hace ya tres cursos, en el transcurso de la campaña 2015/2016, cuando los nazaríes vencieron por 2-1 al Sevilla en el Estadio Nuevo Los Cármenes.

Estaba en el banquillo rojiblanco José Ramón Sandoval, que unos encuentros después fue destituido, y marcaron los tantos locales Isaac Succes y Adalberto Peñaranda, que ahora militan en el Watford inglés de Gino Pozzo.

El único jugador de aquel Granada que permanece en la plantilla actual es Fran Rico, que disputó los últimos minutos de ese choque tras entrar desde el banquillo reemplazando a Rochina.

En los otros seis primeros partidos del año de las siete temporadas más recientes, seis derrotas, y en la mayoría con una pésima imagen, mostrando en casi todos los casos que las vacaciones no sentaron nada bien.

El pasado curso cayó el Granada por 1-0 en Cádiz, que en 2019 será también el primer campo que visite el Granada. No lo hicieron mal los jugadores dirigidos entonces por José Luis Oltra, pero perdieron y fue el inicio del declive.

Tanto en 2012 (5-1) como en 2017 (5-0), saco de goles en el Bernabéu como regalo de Reyes, y en 2013 traspié en casa por 1-2 frente al Valencia.

Esperpentos pasados

En los dos años siguientes, bochornos mayúsculos. Derrotas por 3-0 en el feudo del Almería en 2014 y por 2-0 en el campo del Córdoba en 2015 en dos de los encuentros más lamentables y sonrojantes que se le recuerdan al Granada en la última década.

La última vez que el Granada jugó un 4 de enero, que es la fecha en que se va a medir al Albacete, fue el citado ridículo en Almería. En la ocasión más reciente que jugó ese día en casa fue en el año 2009, hace justo una década, estaba el equipo en Segunda B y venció por 3-1 al Portuense.

Para encontrar la segunda alegría en la primera comparecencia oficial de los últimos nueve años hay que remontarse a 2011, cuando en la campaña del último ascenso de Segunda a Primera los granadinistas vencieron por 1-0 al Almería, con diana de Alex Geijo.

El año anterior el asunto no había ido tan bien y el Granada había iniciado 2010 con una dura derrota por 2-0 en el feudo del Real Jaén.

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios