Levante - Granada CF | Crónica y resultado

Soldado vuelve a ser decisivo para el Granada

  • Un tanto del delantero rojiblanco en el tiempo de descuento permite al conjunto de Diego Martínez sumar un punto ante el Levante

  • El cansancio hizo mella en las filas nazaríes que vuelven a demostrar una gran capacidad de reacción

Jorge De Frutos trata de arrebatarle el cuero a Darwin Machís en el duelo de ayer en el Estadio Ciudad de Valencia. Jorge De Frutos trata de arrebatarle el cuero a Darwin Machís en el duelo de ayer en el Estadio Ciudad de Valencia.

Jorge De Frutos trata de arrebatarle el cuero a Darwin Machís en el duelo de ayer en el Estadio Ciudad de Valencia. / Agencia LOF

El pasado jueves, en el minuto 92, el lateral del FC Barcelona Jordi Alba rompió con las ilusiones del granadinismo de pasar a las semifinales de la Copa del Rey. Un minuto que este sábado sirvió para que el Granada CF sumara un nuevo punto ante el Levante (2-2), que deja bien a las claras la diferencia existente entre la unidad A y la B en la escuadra de Diego Martínez pero no en cuanto a raza y ambición. No fue el mejor partido de los rojiblancos, ni mucho menos, pero nunca se rindieron y lograron aumentar su casillero de puntos con un empate gracias a un gran remate de cabeza de Roberto Soldado a centro de Antonio Puertas. La fe volvió a ser un componente más del juego de un equipo que está cogido con alfileres en la medular pero que sigue mostrando una capacidad de reponerse a las adversidades dignas de elogio.

Y eso que la primera mitad no fue la más brillante. El técnico optó por refrescar el once y fueron hasta siete las novedades con respecto al duelo ante el Barça los que presentó en el Ciudad de Valencia. Entre ellas, Nehuén y Vallejo, además del debutante Adrián Marín, que provocó que se cambiara el dibujo sobre el verde para volver a formar con tres centrales. Un sistema que este año no está dando tanto resultado como en las dos temporadas anteriores, pero que era necesario emplear ante la ausencia de centrocampistas.

Problemas

Todo ello provocó que fuese el Levante el que llevó la iniciativa en el primer acto. El dominio de los de Paco López fue evidente desde el arranque con varias llegadas en el primer cuarto de hora. La dupla José Luis Morales y Roger hizo mucho año a una zaga desajustada. Los nazaríes, por su parte, tan sólo atacaban cuando podían por la derecha con un Dimitri Foulquier, muy profundo. Por el contrario, Adrián Marín se mostró muy tímido en ataque. Le costó a Eteki y Montoro elaborar pero cuando lograban conectar con Jorge Molina, el de Alcoy mejoraba el juego ofensivo de su equipo.

Diego Martínez introdujo hasta siete cambios con respecto al choque ante el Barcelona optando por jugar con tres centrales y dos carrileros

Y pese a no tener un fuego muy fluido, el Granada CF se pudo adelantar por medio de Kenedy (25’). La acción llegó tras un gran pase de Jorge Molina a Luis Suárez que el brasileño no supo aprovechar ante Aitor Fernández, que evitó con una gran parada que su equipo fuera por detrás en el marcador. No se aprovechó dicha acción y se pagó caro. Cinco minutos después, una internada por la derecha de Miramón, que no remató Roger ante la presión de Domingos Duarte, sí la alojó en el fondo de las mallas José Luis Morales, que reaccionó mejor que Foulquier que una vez más llegó tarde.

Montoro no encontraba socios en la medular y así era muy difícil generar peligro ante el arco rival. Tampoco los azulgrana generaron en exceso en el último tramo del primer tiempo, que todo hacía indicar que se iría al descanso con ventaja levantinista. Fue entonces cuando volvió a aparecer Jorge Molina. El alicantino aprovechó un mal despeje de Miramón para habilitar a Kenedy en el área quien, con su disparo raso y cruzado, estableció las tablas en el marcador. Quizá no era el resultado más justo pero el tanto metió al Granada CF en el partido.

Eteki se adelanta al delantero levantinista Roger, un futbolista que generó muchos problemas a la zaga rojiblanca. Eteki se adelanta al delantero levantinista Roger, un futbolista que generó muchos problemas a la zaga rojiblanca.

Eteki se adelanta al delantero levantinista Roger, un futbolista que generó muchos problemas a la zaga rojiblanca. / Agencia LOF

Diego Martínez no se lo pensó en el receso e introdujo a Antonio Puertas en el terreno de juego en sustitución de Adrián Marín. Además, ordenó que la línea defensiva se adelantara varios metros y eso permitió a los rojiblancos jugar mucho más cómodos. Los granotas lo acusaron y ya no salieron con tanta alegría y fluidez desde atrás. De hecho, tan sólo destacó en el primer cuarto de hora de la reanudación un remate muy forzado de Sergio León tras una falta lateral botada por Rochina.

Otra marcha

La entrada de Machís al verde le dio una marcha más a los nazaríes en ataque gracias a su velocidad. Pero en una acción aislada y tras un saque de banda en el que no se tuvo la suficiente tensión, De Frutos cedió a Morales quien, llegando desde atrás, volvió a adelantar a los valencianos. Tocaba remar otra vez en busca del empate. Se logró por medio de Domingos Duarte tras una jugada de estrategia pero la acción fue anulada por el VAR por fuera de juego de Vallejo.

Rui Silva sostuvo a su equipo en el partido con dos intervenciones en la segunda mitad

Con ventaja en el marcador, Paco López ordenó a los suyos ordenarse defensivamente y buscar la contra para dejar sentenciado el choque. Y lo pudo conseguir en dos acciones en las que tanto Roger como Son se encontraron con un acertado Rui Silva. En el banquillo visitante se movió ficha y se ordenó la entrada de Fede Vico y Soldado. Pero pese a no gozar de claras ocasiones, fue por empuje como se logró el empate.

Decisivo

Su autor fue Soldado, que remató con potencia de cabeza y ajustado al palo izquierdo de Aitor un centro de Puertas. El banquillo rojiblanco explotó de alegría pues el punto conseguido permite afrontar, por fin, la próxima semana sin duelo intersemanal con tranquilidad. Es necesario tomar aire pues las próximas citas son el líder de LaLiga Santander y la eliminatoria de dieciseisavos de final de la Europa League. Casi nada. Pero con el espíritu de este equipo, todo es posible.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios