Recreativo Granada-Talavera

Un punto que no vale

  • El filial rojiblanco vuelve a empatar a cero en casa en un partido con poco bagaje ofensivo

  • El conjunto de David Tenorio no puede marcar ante un Talavera muy serio en defensa

Migue García ejecuta un recorte ante un defensor toledano Migue García ejecuta un recorte ante un defensor toledano

Migue García ejecuta un recorte ante un defensor toledano / Carlos Gil

El Recreativo Granada volvió a asistir a la misma función de siempre. El cuadro de David Tenorio volvió a firmar un 0-0 como local y ya suma cuatro encuentros consecutivos sin ver puerta en casa. El filial sumó un punto ante un combativo Talavera que mostró solidez defensiva y claridad en sus ideas durante los 90 minutos. La mejor ocasión del partido estuvo en las botas de Migue García, que erró un mano a mano a tres minutos del final del tiempo reglamentario. El bloque rojiblanco tendrá que seguir insistiendo para buscar la permanencia. El desarrollo del partido ante el bloque de Fran Alcoy es una advertencia para los canteranos y su técnico. La segunda vuelta, con todo en juego, estará plagada de encuentros toscos con mucha intensidad y dificultades para sumar.

El partido arrancó con el Recreativo dominando la posesión del cuero, aunque el Talavera se defendía con solvencia. Con el paso de los minutos el Talavera subió líneas para presionar la salida de balón local. La banda izquierda de Alberto López y Migue García fue la más productiva en los diez primeros minutos de juego. El propio Migue provocó una falta peligrosa en su costado tras una buena acción individual, pero la jugada ensayada con disparo de López terminó en nada.

La situación se tornó, pues el Talavera disfrutó de posesiones más duraderas. El choque llegó al intervalo del primer acto sin ocasiones para nadie, aunque la intensidad era notable sobre el césped de la Ciudad Deportiva. Poco necesitaba el cuadro toledano para crear peligro, pues su dorsal 21, Sedeño, aprovechaba saques de banda para convertirlos en saques de esquina. Rebasada la media hora de partido, en uno de esos saques de banda, Álvaro Sánchez reclamó un penalti, mientras que los rojiblancos pidieron la segunda tarjeta por simular una caída.

Los blanquinegros, crecidos, protagonizaron una buena jugada por banda derecha que terminó con una mano salvadora de Unai, que no dejó rematar a Álvaro Sánchez el pase de la muerte de su carrilero diestro. Al filo del descanso se presentó el primer inconveniente para David Tenorio. Pepe se marchó lesionado tras un golpe y en su lugar entró Garrido. El partido llegó así al descanso sin goles.

Sergio Parla protege el balón ante la presión de un rival Sergio Parla protege el balón ante la presión de un rival

Sergio Parla protege el balón ante la presión de un rival / Carlos Gil

Tras el paso por vestuarios los dos equipos salieron con las mismas ganas de intimidar, pero la falta de acierto en el último pase lastraba las buenas intenciones de los atacantes. El primer susto lo dio el Recreativo con una buena internada de Migue García por la izquierda. El ‘7’ centró, pero no encontró a Nuha. El choque sufrió un parón tras un codazo de Montoro sobre Álvaro Sánchez que le costó la tarjeta amarilla al zaguero.

El filial dio un paso adelante y empezó a acorralar a un Talavera que perdió fuelle en su presión. El cuadro de David Tenorio disfrutó de varios balones parados para inquietar a Barbero, pero no acertó en ninguno. Las alas rojiblancas ganaron protagonismo con Migue García y Aranda, aunque el ‘19’ no mostró el mismo acierto en sus acciones que en otros encuentros. El partido encaraba los quince minutos finales con los guardametas inéditos y David Tenorio decidió quemar sus naves con la entrada de Rubén Sánchez y Caio, que relevaron a Sebban y Aranda.

Fran Alcoy movió también ficha con la entrada de Zamorano, uno de sus habituales en el once. El ‘11’ blanquinegro puso un buen balón en una de sus primeras intervenciones y el Talavera asustó tras el rechace, pero Unai blocó con seguridad el segundo envío a su área pequeña. El duelo entró en barrena con constantes interrupciones y algunos choques en los que saltaron las chispas. Al colegiado le tocó repartir algunas tarjetas para apaciguar los ánimos. La grada de la Ciudad Deportiva se echó encima de Héctor Gómez cuando realizó una dura entrada sobre Caio. Posteriormente Héctor, el capitán nazarí, fue también amonestado.

La mejor ocasión del partido

En el minuto 87, llegó la mejor ocasión del partido para el Recreativo. Caio cazó un buen balón entre líneas y picó por encima de la zaga rival para Migue García, que no culminó el mano a mano ante Barbero. El héroe de San Fernando pudo repetir hazaña, pero el meta del Talavera realizó una parada magnífica. Con cuatro minutos de descuento, el filial intentó buscar otra oportunidad para conseguir el triunfo, pero no llegó. Fran Alcoy realizó sus dos sustituciones restantes en el descuento y paralizó del todo el juego, que no dio para más.

El ‘Recre’ sumó un punto insuficiente para su causa y tendrá que seguir remando para acercarse a la salvación. Los pupilos de Tenorio son conscientes de que conseguir puntos en la segunda vuelta es mucho más duro que en la primera. El encuentro ante el Talavera fue sólo una muestra de lo que espera al equipo rojiblanco.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios