Granada CF

La delantera del Granada CF brilla más que nunca

  • Roberto Soldado suma más goles en liga tras el parón que antes

  • Carlos Fernández luce con fuerza, mientras que Antoñín ya sabe lo que es marcar en Primera

Carlos Fernández y Soldado están en un gran momento Carlos Fernández y Soldado están en un gran momento

Carlos Fernández y Soldado están en un gran momento / Antonio L. Juárez/Photographerssports

La pólvora rojiblanca está de dulce. La competitividad es algo innato de un conjunto que regresó del parón con sus consignas de siempre. Uno de los motivos del buen rendimiento del equipo es el gran momento que atraviesan sus delanteros. Carlos Fernández y Soldado gozan de un excelente estado de forma. Desde la vuelta de LaLiga, los dos puntas han dejado sensaciones estupendas sobre el verde con su juego y han conseguido aumentar sus cuentas goleadoras. El último atacante en llegar, Antoñín, ha conseguido marcar su primer gol como granadinista. El buen hacer de los arietes puede ser clave para que el Granada sume más alegrías en forma de puntos en los cuatro choques que restan de temporada.

Carlos Fernández continúa siendo uno de los grandes nombres de la campaña en España. El espigado delantero estaba en la cabeza de Luis Enrique antes del parón, mientras que en Sevilla Julen Lopetegui ya recibe preguntas acerca del jugador cedido por el club hispalense. El ex del Deportivo retornó al fútbol con un buen choque ante el Getafe, en el que marcó un gol e intervino en el tanto en propia puerta de Djene. En el partido posterior, ante el Betis, volvió a mojar.

Carlos vio interrumpida su racha y estuvo sin anotar durante cuatro jornadas, aunque en el compromiso ante el Valencia se resarció con una actuación para el recuerdo. El ‘24’ rojiblanco se vistió de ‘todocampista’ para aparecer por todo el campo. El joven ariete repartió pases clave que pudieron ser asistencias de gol, rozó el tanto con un remate de cabeza esplendido, provocó el penalti y el mismo se encargó de transformarlo. Es imposible que la relación entre Carlos Fernández y el Granada sea a largo plazo, pero la afición debe quedarse con su gran año y disfrutar de su fútbol en los partidos que le quedan vistiendo la elástica del club. El canterano sevillista suma ocho goles en liga.

Quien si seguirá defendiendo la camiseta rojiblanca es Roberto Soldado, que en las últimas semanas ha demostrado que es como el buen vino, pues mejora con el paso del tiempo. El delantero valenciano renovó de forma automática tras la consecución de la permanencia, por lo que cumplirá 36 primaveras el próximo curso en Primera División.

Los intangibles de Soldado nunca han estado en duda. El jugador resulta un incordio para las defensas rivales, ya que pelea cada balón y no elude la lucha jamás. Su experiencia y liderazgo le han llevado a portar el brazalete de capitán en varias ocasiones. Al ex del Fenerbahçe solo le faltaban las cifras para dar lustre a su aportación. El veterano se marchó al parón con sólo dos dianas ligueras en su haber, pues es cierto que en Copa del Rey firmó mejores guarismos.

Soldado ha mejorado sus cifras goleadoras sin dejar de dar los intangibles que aporta al juego del equipo

El ‘9’ rojiblanco ha marcado tres goles desde que el fútbol regresó. El primero de ellos, ante el Betis en el descuento, valió un punto de oro que dejó un paso más cerca la permanencia. La diana ante el Eibar supuso la reaccion del equipo de Diego Martínez nada más salir del descanso, aunque finalmente no se puntuase. Su golazo ante el Alavés fue la firma de la permanencia. Soldado no pudo batir a Cillessen en el encuentro ante el Valencia, pero demostró que trabaja para gozar de las ocasiones, algo que siempre valoran los entrenadores.

Antoñín, un caso de precocidad absoluta, consiguió ante el Alavés lo más difícil: marcar su primer gol como rojiblanco. El ex del Málaga ha dado el salto a Segunda y Primera en la misma temporada, lo cual es no es sencillo. Diego Martínez, audaz, sabe que el jugador debe crecer y madurar. El atacante ha podido disfrutar únicamente de dos titularidades en las que fue sustituido al descanso, pero ya se quitó el peso de estrenarse de cara a portería en la máxima categoría.

Antoñín requiere de paciencia, ya que llegó al club en febrero, poco antes de que se decretase el Estado de Alarma. El jugador se marchó al parón sin haber debutado en liga, aunque si tuvo minutos en la vuelta de la semifinal copera ante el Athletic. El delantero de 20 años ha mostrado brotes verdes con virtudes como su desparpajo y su habilidad para encarar en el uno contra uno. Su principal cometido es seguir aprendiedo, pero si consigue pescar más goles le supondrán una buena dosis de confianza.

Diego Martínez acostumbra a hacer hincapié en la necesidad de tener acierto. El técnico gallego no puede tener la certeza absoluta de que sus atacantes van a convertir en gol todo lo que toquen, pero al menos sabe que llegan al tramo final de temporada con muy buenas sensaciones.

Las buenas formas de los puntas rojiblancos pueden servir para seguir viendo a un Granada que ante el Valencia dio un recital ofensivo. La efectividad ofensiva en el encuentro ante la Real Sociedad puede ser clave para seguir fantaseando con Europa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios