Funciones

El Circo del Sol vuelve a rugir

  • Del 15 al 19 de enero el Palacio de Deportes acoge el esperado retorno de la compañía en su única parada en Andalucía 

  • Regresan con ‘Corteo’, un funeral animado y carnavalesco por la muerte de un payaso 

El Circo del Sol vuelve a latir El Circo del Sol vuelve a latir

El Circo del Sol vuelve a latir

El Circo del Sol más que una compañía es una institución en la cultura contemporánea. Cada espectáculo es un acontecimiento mundial, y Corteo que llega a Granada en su única parada en Andalucía. La cita con la magia del circo será del 15 al 19 de enero en su casa habitual en esta ciudad, el Palacio de Deportes, en donde ya se han visto Saltimbanco, Alegría, Dralion o Varekai.

Corteo, que significa ‘cortejo’ en Italiano, es una procesión alegre, un desfile festivo imaginado por un payaso, Mauro. El soñador clown representa su propio funeral, que discurre en un ambiente animado y carnavalesco en el que no hay espacio para la tristeza.

La música convierte el espectáculo en una celebración atemporal en la que la ilusión se burla de la realidad. De esta forma, Corteo reúne la pasión del actor y el poder del acróbata para sumergir al público en un mundo teatral de diversión que se sitúa en un misterioso espacio entre el cielo y la tierra.

“Este espectáculo es en el trabajo en el que realizamos un tributo más directo al circo tradicional”, comentaba a este periódico Maxwell Batista, el publicista de la compañía. Contraponiendo lo grande con lo pequeño, lo ridículo con lo trágico, se ponen de manifiesto las dualidades del payaso.

Es ahí donde reside la universalidad de Corteo, porque son las mismas dicotomías que hay en todo ser humano. De ahí su éxito, porque más de 8 millones de personas han sido cautivadas por el mundo de Corteo.

Se estrenó por primera vez en Montreal en 2005 y ha visitado más de 60 ciudades en 19 países distintos como un espectáculo de carpa antes de convertirse en un show de pabellones en 2016. En esa transición de la carpa al pabellón, se han ido incorporando nuevos actos con pequeñas adaptaciones a la historia original.

"Se estrenó por primera vez en Montreal en 2005 y ha visitado 60 ciudades en 19 países"

Números tan espectaculares como el de la escalera automática en el que un especialista sorprende al público con su equilibrio tratando desesperadamente de alcanzar un ángel que lo mira desde arriba.

No menos fascinante es el del las camas elásticas en el que seis artistas realizan acrobacias sobre dos plataformas giratorias como si fueran un grupo de niños pequeños jugando en la habitación de sus abuelos. En otro momento de la actuación, arropado por el sonido de la gaita y una mancha de luz verde que representa un campo de golf, el payaso gigante entra en el escenario para dar su mejor golpe.

Y como es marca la de la casa, el catálogo de acrobacias no deja nada en el tintero. En la oferta de Corteo tampoco faltarán los altos vuelos.Por ejemplo en Paradis una red tipo trampolín y dos estaciones koreanas de doble marco permiten crear un solo e impresionante acto. Y en el de barra suspendida, una joven descubre el placer de explorar movimientos y formas contorsionadas mientras vuela sobre el suelo. Además, en el número de los candelabros gigantes, cuatro mujeres, los antiguos amores del payaso muerto, realizan acrobacias aéreas sobre la cama de Mauro.

En otro capítulo musical, dos artistas redefinen la técnica del balancín en un acto donde la velocidad sólo rivaliza con la complejidad. No menos espectaculares son las piruetas que cinco artistas realizan solos o en grupo en la rueda cyr y la que protagonizan una pareja suspendida por correas aéreas para crear un baile de agilidad, equilibrio y fuerza.

Y para cerrar el círculo del acrobatismo, en el apogeo de un momento frenético, la aparición de una artista gitana hace que todos se detengan: usando todo su cuerpo y extremidades, deslumbra con su habilidad para hacer girar multitud de aros.

Pero sin duda, uno de los momentos más fascinantes es el show que la compañía denomina Tournik: un grupo de artistas se entrecruzan en un acto que combina técnicas de barra horizontal con artes circenses. Los gimnastas actúan sobre una estructura central en forma de cubo, con dos barras adicionales a cada lado.

Pero no todo en el Circo del Sol son cabriolas, también hay malabares, y la combinación de ambos. Con un insuperable estilo, tres jóvenes equilibristas desafían las leyes de la gravedad mientras hacen malabarismos sucesivos con anillos, aros y palos.

También hay escenas que fusionan malabares y música, como el número de los vasos de cristal y los cuencos tibetanos. Los emplean el payaso soñador y el payaso gigante mientras se preparan para interpretar una inquietante melodía en copas de cristal.

Incluso hay espacio para un teatro muy especial, pues se representa una salvaje y alocada versión de Romeo y Julieta.

Y la magia del Circo del Sol no sólo se debe al buen hacer de los mejores artistas circense de la actualidad, también responde a los técnicos que trabajan detrás de los escenarios para que todo sea perfecto. Detrás de Corteo hay un equipo artístico que ha creado más de 260 trajes ideados por la diseñadora de vestuario Dominique Lemieux.

Para acentuar la belleza natural de los artistas, la diseñadora de vestuario ha usado cien telas y adornos distintos para los 260 trajes

Para acentuar la belleza natural de los artistas, ha usado más de cien telas y adornos distintos y se ha centrado en una sutil paleta de colores en la que se incluyen azules, rosas, fucsias y dorados con lentejuelas y joyas.

La mayoría de las telas fueron teñidas, sublimadas y serigrafiadas para darles un toque antiguo sin renunciar al confort necesario para poder realizar las complicadas actuaciones acrobáticas.

No menos importancia tiene la escenografía, obra de Jean Rabasse, que ha dividido la carpa y su escenario giratorio en dos con cada mitad del público en frente de la otra, para que no vean solo la actuación sino también al público. Todo está cuidado al detalle para que resulte perfecto en el funeral de Mauro.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios