Actual

El Festival del Zaidín, en peligro de desaparición por la falta de apoyos

  • El Ayuntamiento ha reducido de forma drástica, de 60.000 a 12.000 euros, su aportación al certamen, que tenía previsto traer este año a Barricada y Delinqüentes

Comentarios 1

El Festival de Rock del Zaidín, el más veterano de los que se celebran en la ciudad y cuna de todos los grupos que surgieron en Granada a lo largo de los años ochenta, noventa y la primera década del 2000, puede tener sus días contados. La decisión del Ayuntamiento de Granada de reducir el presupuesto de los 60.000 euros que aportaba en 2005 a los sólo 12.000 euros este año puede hacer peligrar incluso la edición de este año, según reconocieron ayer fuentes de la organización. La Asociación de Vecinos del Zaidín tenía previsto mantener una reunión la noche de ayer para ver qué posibles salidas puede tener el certamen.

"Si el Ayuntamiento persiste en su idea de mantener este presupuesto, puede ser la puntilla para el certamen", señalaron las fuentes consultadas. "Está claro lo mucho que le gusta al Ayuntamiento un festival de rock", ironizaron. "El Ayuntamiento ha pasado de ser la institución que más dinero aportaba a ser la que menos dinero pone ahora".

El cartel previsto para este año, que ahora queda en principio en el aire, contemplaba las actuaciones de Delinqüentes, Dorian Gray, la Funkdación y Alameda de Soulna para el día fuerte, el tercer sábado de septiembre. El día anterior, viernes, deberían tocar Barricada, Magic, Guadalupe Plata y Soulbar, y el jueves, día dedicado a promocionar a los nuevos grupos locales, iba a estar dedicado al heavy metal con bandas como Azrael, Avalancha, Euphoria y Estrella sin Luz.

La financianción del certamen, que es totalmente gratuito para el público, se sustentaba en el Ayuntamiento, que aportaba 60.000 euros y que ha ido bajando en los últimos años su presupuesto hasta los 12.000 de este año, la Junta de Andalucía, que aporta entre 22.000 y 25.000 euros, y la Diputación de Granada, que aporta entre 10.000 y 12.000 euros. Con ese dinero, ahora, es prácticamente insostenible la organización de un festival de unas dimensiones como las del Zaidín y con un cartel potente.

La Asociación de Vecinos del Zaidín no sólo tiene que enfrentarse a esa drástica solución este año sino que, además, tiene otro frente abierto: el juicio que se celebrará el próximo 26 de julio, a las diez de la mañana, en los juzgados de lo Mercantil ante la demanda interpuesta por la SGAE, que reclama al festival 18.000 euros en concepto de propiedad intelectual de los 18 últimos años de organización de conciertos.

"Hasta ahora", señalaron las fuentes consultadas, "fuimos pagando a la SGAE pequeñas cantidades de dinero. Llegábamos a acuerdos e íbamos aplazando los pagos. Nosotros no nos negamos a pagar. Este año, sin embargo, exigen todo el dinero de golpe. Ellos quieren, además, cobrar por todas las infraestructuras del festival y eso es una locura. ¿Cómo pretenden reclamar dinero por la gente que trabaja montando los escenarios? Es una locura. La SGAE lo que debe cobrar es el 10% de los grupos que representa y nada más. Pero es que, además, ni siquiera da información sobre sus propias cuentas". De prosperar la demanda de la SGAE, el festival no tendría más remedio que desaparecer o adoptar un formato completamente diferente.

El Festival de Rock del Zaidín nació en Granada en 1982. Desde entonces se ha convertido en un referente nacional. Ahí hicieron sus primeras apariciones grupos como 091, Lagartija Nick, Magic o KGB y por el certamen han pasado nombres como Siniestro Total, El Último de la Fila, Toreros Muertos, Santiago Auserón, Ilegales, Barricada o Miguel Ríos. Su desaparición será un duro golpe para el rock de la ciudad, que tenía en este certamen una de las grandes plataformas de lanzamiento promocional.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios