estrenos

Tecnología y acoso, en pantalla

  • El director cántabro Nacho Vigalondo presentó ayer en exclusiva, con motivo del décimo aniversario de Kinépolis Granada, su nuevo thriller tecnológico 'Open Windows'

Se abre una nueva ventana en el cine español con Nacho Vigalondo como director de la recién estrenada película Open Windows. Un elenco tan curioso como envidiable. Elijah Wood en el personaje de Nick, un fan que ha ganado un concurso para cenar con Jill Goddard, una actriz muy reconocida, interpretada por la ex actriz porno Sasha Grey, que acaba siendo rechazado por ella. Un juego de persecución y acoso cibernético que llega a los cines en forma de pantalla de un ordenador.

Kinépolis Granada, en la celebración de su décimo aniversario, acogió anoche el preestreno en exclusiva de la película con el director cántabro como invitado estrella.

Nacho Vigalondo se atreve esta vez con un thriller tecnológico dejando que el público intente descubrir lo que el propio director quiere mostrar en ella. "Hablo de cómo nos relacionamos con la realidad a través de Internet o cómo nos relacionamos con nuestra propia intimidad", afirmó el polifacético director.

Una puesta en escena muy compleja con múltiples planos simultáneos y con un uso hitchcockiano de los planos secuencia, por lo que algunos críticos lo consideran una actualización de La ventana indiscreta de Hitchcock. Comentario que ruboriza al director, aunque lo considere halagador: "No puedo pretender ser su heredero. No me molestan estas comparaciones pero me da palo. Me molesta, ya que genera unas expectativas para otro tipo de público".

La película está ambientada en una época actual en la que los cambios tecnológicos están a la orden del día. Unos cambios que a algunos les quedan grandes y que según el director cántabro "no hay que tenerles miedo, simplemente hay que ser responsables. No hay que dar a entender que los culpables son otros cuando realmente nos ponemos a prueba todos".

El peligro y la adicción a Internet y a las redes sociales, en particular, queda reflejada en esta cinta. No obstante, ese reflejo es la ventana del propio director ya que durante toda la entrevista no soltó el teléfono de su mano. "Intento cada vez abrir menos ventanas, cierto es que una de cada dos ventanas que abro, es una equivocada", declaró entre risas.

Sin embargo, la ficción y la realidad van unidas de la mano en este mundo tan aparente. "Muchas veces estar hipervinculado puede ser una forma de estar escondido", precisó.

Por último, regaló un consejo para todos aquellos que usan las tecnologías sin control: "Leeros un libro de 500 páginas y nunca mezcléis vuestra vida sentimental con las redes sociales".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios