Actual

Las locuras de la música y del Festival

  • La orquesta que acompaña a La Fura realizó una actuación sorpresa para todos los visitantes de la Alhambra

Desde que comenzará la 62 edición del Festival de Música y Danza, las calles de Granada y provincia se llenan de múltiples opciones culturales destinadas al disfrute del ciudadano, unas organizadas y otras a modo de sorpresa para turistas y granadinos, hacen que las calles de la ciudad rebosen cultura. Pocas veces, durante una visita a la Alhambra, disfrutando de este marco incomparable, se puede uno encontrar con una actuación improvisada de una orquesta internacional; y esto fue lo que les ocurrió ayer a los turistas y visitantes que se deleitaban con la belleza del Palacio de Carlos V y sus alrededores.

La agrupación, dirigida por el violinista serbio Gordan Nikolic, dio una pequeña sorpresa en el zaguán del palacio a los que allí se encontraban, interpretando la introducción de la ópera Orfeo ed Eurídice, que han representado con la compañía catalana La Fura dels Baus, dentro de esta edición del festival.

BandArt es una orquesta independiente integrada por músicos de más de una docena de países diferentes, unidos por el deseo de "redescubrir las referencias perdidas". Fundada en 2005, en el Festival de Lucerna en Suiza, ha participado en algunas de las más prestigiosas series de conciertos en España, debutando en 2009 en Ibermúsica de Madrid, posteriormente, en 2011 en el Palau de la Música de Barcelona, y en el Festival de Perelada, donde se estrenaría con la Fura dels Baus.

Es una agrupación muy volcada con el compromiso social a través del arte, llegando a formar parte de sus actividades esenciales. Desde sus comienzos han participado en actividades sociales dentro de centros penitenciarios, residencias de ancianos, asociaciones de discapacidad, escuelas y hospitales.

Uno de sus objetivos principales es contribuir al desarrollo de la educación de los futuros profesionales, ofreciéndoles la oportunidad de convivir con una orquesta, trabajar al lado de los profesores instrumentistas y recibir clases magistrales de grandes intérpretes. Muchos de los integrantes de bandArt son reconocidos profesores en escuelas de música, con la intención de cumplir este objetivo de incluir a los jóvenes en la cultura musical desde el principio.

Además de esto, han iniciado una colaboración con la universidad con el objetivo de "crear un espacio educativo común para fomentar el desarrollo global de Europa".

Lo que caracteriza a esta orquesta y hace que sea diferente, es que no se trata de un grupo de músicos que se sientan y sólo se dedican a interpretar la pieza, sino que se desplazan por el espacio, vibrando al ritmo de la música y haciendo así que el público sienta también esa vibración.

En esta ocasión, como se trataba de una actuación improvisada, y como dijo su director "con la intención de asustar un poco a los turistas", los músicos formaron un círculo, por el que se desplazaban al son del ritmo con movimientos en la dirección de las agujas del reloj y viceversa.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios