Provincia

La Junta vuelve a pedir informes ambientales sobre la línea 400

  • "La ley dice que es necesario y así se lo vamos a requerir", dice el delegado de la Junta en Granada, Pablo García

La Junta pide más informes sobre la línea 400 La Junta pide más informes sobre la línea 400

La Junta pide más informes sobre la línea 400

La Junta ha vuelto a requerir a Red Eléctrica Española que complete su expediente de actuación y aporte un informe de impacto ambiental para poder iniciar las obras de la línea eléctrica de 400 kV Baza-Caparacena, considera la autopista de energía para un centenar de pueblos de Andalucía Oriental.

El delegado del Gobierno andaluz en Granada, Pablo García, ha explicado a preguntas de los periodistas que la Junta ha vuelto a reclamar un informe ambiental a Red Eléctrica, entidad que anunció el pasado trimestre que estaba gestionando este documento pese a alegar que no era necesario para iniciar el proyecto. García apuntó que Red Eléctrica está actuando en ocasiones “de forma unilateral”, por lo que la Junta le ha tenido que reclamar que se ajuste a la legalidad.

“Estiman que no necesitan el informe para iniciar las obras y nuestros servicios jurídicos y la ley dicen que es necesario, y así se lo vamos a requerir”, detalló García, que recordó que el Gobierno andaluz ha pedido paralizar las obras hasta que el expediente esté completo, recoge Efe.

García también recalcó que la Junta quiere la inversión para que la zona Norte de la provincia cuente con esta “autopista” eléctrica aunque ha primado hacerlo desde la legalidad. “Hemos visto tantas veces como aquí los desmanes y no cumplir la ley han traído tantos problemas que esta administración va a ser implacable en ese aspecto”, adelantó García, que dijo que la Junta apoyará cualquier proyecto bueno para la provincia pero exigiendo que se cumpla la ley.

El Gobierno central comenzó el pasado septiembre el proceso de expropiaciones para construir de la línea eléctrica de 400 kV Baza-Caparacena, considerad la autopista de energía para un centenar de pueblos de Andalucía Oriental.

Se trata de una infraestructura que busca convertirse en uno de los mayores polos de energías renovables de España, capaz de generar electricidad para una población de 660.000 habitantes y crear 15.000 empleos directos e indirectos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios