motril

Una policía contrae la sarna en el pabellón habilitado para acoger inmigrantes

  • La Unión Federal de Policía denuncia el contagio de una compañera por las "pésimas" condiciones de salubridad

El Puerto de Motril recibió ayer a otros 98 inmigrantes. El Puerto de Motril recibió ayer a otros 98 inmigrantes.

El Puerto de Motril recibió ayer a otros 98 inmigrantes. / alba feixas

Las condiciones de higiene en el pabellón de deportes de Motril habilitado estos días para acoger a los inmigrantes está en entredicho. La Unión Federal de Policía (UFP) denunció ayer a este periódico que una compañera que estos días ha participado en el dispositivo de atención a los extranjeros ha resultado contagiada de sarna, infección que se ha acabado contagiando a su marido y a su hija según denuncia el sindicato. Para el secretario provincial de la Unión Federal de Policía, Raúl Gómez Ochando, está situación pone en evidencia las "pésimas condiciones de salubridad" que se dan en el pabellón de deportes que está sirviendo de centro de acogida ante la llegada de pateras. El sindicato denuncia que, dada la premura en la atención y la llegada continua de personas no da tiempo a analizar a todos los inmigrantes que están llegando en los últimos meses, lo que de momento ya ha dado como resultado que una policía ha sido contagiada por sarna.

Esta situación se suma a la que el sindicato viene denunciando en las últimas semanas por las carencias de la plantilla para atender la oleada de inmigrantes, por lo que insisten en la necesidad de "establecer algún tipo de comisión de servicio para reforzar la plantilla al menos durante el verano". Hace un mes, la Unión Federal de Policía ya explicó que el CATE de Motril no reúne las condiciones necesarias para albergar "a tantísima gente", ya que solo tiene capacidad para 80 personas y durante el fin de semana han llegado en ocasiones en torno a 200 inmigrantes. Para dar respuesta a la emergencia humanitaria se habilitó en primer momento un centro cultural de Motril y, a continuación, se decidió alojar a los inmigrantes en el pabellón de deportes. Cruz Roja tuvo que atender recientemente a más de una veintena de inmigrantes infectados por sarna y, ahora, es una policía la que ha contraído la infección "por las nulas condiciones de salubridad".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios