Enfermedades infecciosas

La OMS alerta de un brote peligroso y vertiginoso de ántrax en Zambia

Una muestra con ántrax

Una muestra con ántrax / OMS

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha avisado en su última evaluación que el brote de ántrax declarado en Zambia el pasado 1 de noviembre podría extenderse rápidamente por todo el país y los países vecinos si no se pone en marcha un plan de emergencia inmediatamente.

Según el balance de la OMS, citando a las autoridades sanitarias zambianas, desde la declaración del brote hasta el 20 de noviembre de 2023, han sido confirmadas cuatro muertes y 684 casos sospechosos.

El riesgo para la salud humana es alto, avisa la OMS, dadas las múltiples exposiciones de la población conocida al manipular cadáveres de animales que habían muerto repentinamente y al comer carne de animales infectados, con el consiguiente ántrax cutáneo y gastrointestinal asociado.

Comer carne de animales es un método de contagio Comer carne de animales es un método de contagio

Comer carne de animales es un método de contagio / EP

En su último boletín, la OMS avisa que este brote tiene un alcance sin precedentes porque afecta a nueve de las diez provincias del país y existe un riesgo "considerablemente alto" de que traspase fronteras dado el frecuente desplazamiento de animales y personas, en particular a Angola, Botsuana, RDC, Malaui, Mozambique, Namibia, Tanzania, Uganda y Zimbabue.

Las autoridades hablan del brote de ántrax en Zambia

Los brotes anteriores se limitaron a las provincias del noroeste y del oeste, con casos esporádicos a lo largo de los años. Es de destacar que Zambia informó brotes de ántrax tanto en humanos como en animales en la Provincia Occidental en 2017 y en la Provincia Oriental en 2016 y 2011.

Qué es el ántrax

El ántrax (o carbunco) es una enfermedad infecciosa grave causada por una bacteria grampositiva y baciliforme conocida como Bacillus anthracis. El ántrax puede encontrarse naturalmente en la tierra y afecta comúnmente a mascotas y animales salvajes en todo el mundo. Aunque no es lo habitual, las personas pueden contraer el ántrax si están en contacto con animales infectados o productos de origen animal contaminados.

El contacto con el ántrax puede provocar una enfermedad grave tanto en humanos como en animales. El ántrax no es una enfermedad contagiosa, lo que significa que no es posible contraerla como un resfriado o la influenza.

El tipo de enfermedad que desarrolla la persona depende de la manera en la que el ántrax ingresa al organismo. Típicamente, el ántrax ingresa a través de la piel, los pulmones o el sistema gastrointestinal. A la larga, todos los tipos de ántrax pueden propagarse por el cuerpo si no se realiza un tratamiento con antibióticos.

El tratamiento contra el ántrax

Los antibióticos pueden prevenir la aparición del ántrax en las personas que hayan estado expuestas pero que no han presentado síntomas.

La ciprofloxacina y la doxiciclina son dos de los antibióticos que podrían usarse para prevenirlo. Cada uno de estos antibióticos ofrece la misma protección contra el ántrax.

Las esporas del ántrax generalmente se activan entre 1 y 6 días, pero algunas pueden permanecer dentro del cuerpo por más de 60 días antes de activarse.

Las esporas activadas liberan toxinas que atacan al cuerpo y provocan que la persona se enferme. Por esta razón, las personas que hayan estado expuestas al ántrax deben tomar antibióticos por 60 días. Esto las protegerá de las esporas que estén en su cuerpo en el momento en que se activen. 

La vacuna adsorbida contra el ántrax (AVA, por sus siglas en inglés) protege contra el ántrax. La vacuna no contiene bacterias de ántrax y no puede causar la enfermedad. Típicamente no está disponible para el público en general. La vacuna ha sido aprobada por la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de los Estados Unidos para dos situaciones diferentes.

Así es el brote de ántrax

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios