Sociedad

Coronavirus en China: 47 casos importados y ningún contagio local

Venta de carne de cerdo en un comercio de Pekín. Venta de carne de cerdo en un comercio de Pekín.

Venta de carne de cerdo en un comercio de Pekín. / EFE

Las autoridades sanitarias chinas anunciaron este pasado martes que el número de infectados activos en el país por el coronavirus SARS-CoV-2 es de 4.287, y continúa en una rápida trayectoria descendente, a pesar de que se siguieron registrando nuevos casos.

La Comisión Nacional de Sanidad anunció que, hasta la pasada medianoche hora local (16:00 GMT del martes), se diagnosticaron 47 nuevos contagios importados, todos ellos en viajeros procedentes del extranjero, y cuatro muertes. De estos cuatro decesos, tres se produjeron en la provincia de Hubei -que este miércoles levanta las restricciones de movilidad para sus habitantes- y, de éstos, dos se produjeron en la capital provincial, Wuhan, epicentro del brote y que tiene previsto levantar la cuarentena iniciada el 23 de enero el próximo 8 de abril.

Además, la ciudad donde se detectaron los primeros afectados por coronavirus y en la que han perecido en total 2.526 personas por la resultante neumonía COVID-19, no diagnosticó ningún nuevo contagio, según las últimas cifras oficiales.

Todo esto porque los 47 nuevos casos anunciados por las autoridades son de los llamados importados, una cifra que protagoniza desde hace días las estadísticas de nuevas infecciones, y que en la víspera sumó 74. Los 47 mencionados casos se distribuyeron geográficamente de la siguiente manera: 19 en Shanghái (este), cinco en Pekín, cinco en Cantón (sureste), cuatro en Tianjin (noreste), cuatro en Fujian (sureste), dos en Mongolia Interior (norte), dos en Jiangsu (este), dos en Sichuán (centro) y 1 en Jilin (noreste), Zhejiang (este), Shandong (este) y Shaanxi (centro), respectivamente.

Repunte de casos importados

Desde que la enfermedad empezó a azotar con severidad el resto del planeta, son muchos los chinos que han regresado a su país, donde la enfermedad, siempre según las cifras oficiales, parece más controlada. De ahí el repunte de los casos importados, ya que muchos proceden de otros focos mundiales del virus.

Además, en la última semana, Pekín anunció el desvío de sus vuelos internacionales con destino a la capital china como medida de asegurar que los casos importados no seguían en aumento en la ciudad, lo cual explica en parte la amplia distribución geográfica de los nuevos casos.

Con la suma de las últimas cifras, el número total de infectados diagnosticados en China desde el inicio de la pandemia es de 81.218, entre los que han perecido 3.281 personas. También se ha dado de alta a 73.650 personas tras haber superado con éxito la enfermedad, mientras que 1.399 pacientes permanecen en estado grave.

Hasta la fecha se ha realizado seguimiento médico a 693.223 contactos cercanos con infectados, de los cuales 13.356 continúan en observación, y de ellos, 134 serían casos sospechosos de haberse contagiado del coronavirus SARS-CoV-2.

Las nuevas normas de cuarentena en ciudades como Pekín, por ejemplo, ha hecho que desde hace varios días la cifra de pacientes en observación vaya en aumento. El pasado día 12, el gobierno chino declaró que el pico de transmisiones había llegado a su fin en el país asiático, aunque han puesto en marcha nuevas medidas para evitar nuevos brotes como consecuencia de los casos importados.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios